Martínez Lastra negó a la oposición y afirmó que ganará con el 70 por ciento de los votos

El secretario general de los Municipales se mostró confiado en la previa a la elección del martes. También desmintió y cuestionó por su pasado a los candidatos de la lista Celeste y Blanca. "Si impugnan los comicios, les ganaremos tres meses después", desafió.

El secretario general del Sindicato de Trabajadores Municipales, Roberto Martínez Lastra, negó que la opositora Lista Celeste y Blanca tenga propuestas y afirmó que el martes será reelegido con el 70 por ciento de los votos.

"Cuando un grupo de compañeros aprovechó una marcha multitudinaria para expresar su disconformidad con el gremio, me cayó muy mal, porque ésa no era una lucha interna. Eso nos dividió y hasta nos puso débiles frente al Ejecutivo. Yo tenía dos opciones: renunciar o llamar a elecciones. Y así lo hice", manifestó en una entrevista con este Diario.

-La oposición dice que el trabajador municipal está desencantado con su conducción. Sin embargo, cuestiona el adelantamiento de las elecciones y pidió la impugnación…

-Yo llevo 11 años de mandato. Si la gente ya no me quiere más, que venga y vote. Sé que cuento con muchos compañeros que me apoyan, que son los que caminan en silencio. Qué mejor manera de demostrarlo que a través de una elección. Por eso me molesta que digan que las adelantamos para que no se puedan armar. Ellos ya estaban armados desde el mismo día que en el Ministerio de Trabajo peleábamos por los sueldos. Ya que son tan importantes, como expresaron, que lo demuestren en las urnas.

-En el último acuerdo con el Ejecutivo hubo críticas fuertes a la conducción. ¿Aún se siente representativo?

-Sí. Son ellos (la lista opositora) los que creen que no lo soy. Entonces les doy la posibilidad de demostrarles que voy a ganar, superando el 70 por ciento de los votos. Ya lo verá el martes, porque estamos seguros de lo que piensa el compañero. Y si se impugnan, les ganaremos tres meses después.

-Usted, en ciertos momentos, cuestionó la participación del municipal en las decisiones gremiales. Y la oposición habla de que cae el número de afiliados porque resisten su figura…

-Es totalmente mentira. Puedo demostrar que todos los años han sido mayores las altas que las bajas. Ellos salen a criticar porque ni una propuesta hicieron. Critican al cuerpo de delegados cuando, por su participación, fue el máximo exponente de esta última lucha, trabajando palmo a palmo con la comisión directiva. Después dicen que la mayor marcha la hicieron los no afiliados. Bueno, que vayan a un gremio de no afiliados que los represente. Es simple.

"No nos

pueden rebatir"

"Quiero decir algo que nadie dice –inició Martínez Lastra–. El candidato a secretario general por la Lista Celeste y Blanca, (Gustavo) Gallardo, fue echado del cuerpo de delegados por traicionar a los mismos compañeros en un conflicto. Eso está en actas. (Daniel) Almada tuvo el honor de ser el coordinador del cuerpo de delegados: fue a tres reuniones, no fue más y desilusionó a todo el mundo. También está en actas. Igualmente, el que maneja todo es (Ricardo) Abraham; pero no lo pueden mostrar, porque hizo un gremio paralelo y le fue mal, hizo ATE y le fue mal, hizo la lista Azul y le fue mal, y ahora va a perder con la Lista Celeste y Blanca. No le van a quedar colores para ponerse. Ya es un arco iris y la gente no le cree".

-Volviendo a la puja salarial, la que desató el adelantamiento de las elecciones, los opositores cuestionan los bajos salarios de los municipales…

-El gremio no es sólo lo gremial. Hay que mantener a los compañeros que están trabajando en la farmacia, en la quinta Belén y docentes. Esa estructura hay que sostenerla. Por eso todos los compañeros saben cómo estaba el gremio y cómo está ahora: cada vez tiene más servicios. Yo sé que tenemos un sueldo bajo, pero en los últimos cuatro años subimos el básico de la categoría más baja de 400 pesos a 1.017 que cobramos ahora en diciembre: más de un 150 por ciento. Obvio que, si usted me dice, ese sueldo básico tendría que estar en 2 mil pesos. Pero los logros no se pueden desconocer. Desde lo social y lo gremial, no nos pueden rebatir.

-¿Y cuáles son las principales propuestas de cara a esta elección?

-Queremos tener una farmacia en algún barrio alejado del centro, porque la ciudad se está ampliando y el municipal tiene que tener acceso. Estamos viendo dónde hace falta una, porque tampoco queremos perjudicar a los farmacéuticos, que están quejándose de las farmacias sindicales. Nosotros no queremos perjudicar a nadie. Además, tenemos dos manzanas en Vela para hacer viviendas, como las que ya hicimos, y ahora nos lo piden de Gardey. También vamos a llevar la sede gremial de 9 de Julio a Yrigoyen, para nuclear todo. Y el fondo solidario para la anestesia, que es una propuesta nuestra aunque se la adjudique la otra lista.

-¿Qué le dice al municipal que va a votar el martes y puede quitarle la conducción tras 11 años?

-Que vaya y exprese en las urnas sus diferencias. Pero somos todos compañeros. No podemos despellejarnos. Nosotros quisimos abrir la lista Blanca Unidad, pero no pudimos porque hubo gente que no dejó de lado los personalismos. Aun así, tengo mucha confianza. Cuando dicen que el martes habrá tormenta y granizo, digo que sí, pero será un granizado de boletas de la Blanca Unidad. *

Comentá la nota