San Martin Análisis Menos de lo esperado

Los Ivoskus se sorprendieron con los resultados. Esperaban mayor cantidad de votos y un triunfo por una gran diferencia. Se conformaron con los seis concejales porque no creen que peligre la mayoría en el Concejo Deliberante. Se nacionalizó la campaña, y el "Votá por San Martín" quedó a mitad de camino.
Los Ivoskus se sorprendieron con los resultados. Esperaban mayor cantidad de votos y un triunfo por una gran diferencia. Se conformaron con los seis concejales porque no creen que peligre la mayoría en el Concejo Deliberante. Se nacionalizó la campaña, y el "Votá por San Martín" quedó a mitad de camino.

Los resultados de los comicios del domingo dejaron elementos para el análisis como ocurre en estos casos. En principio, veteranos dirigentes opositores y otros de larga trayectoria en San Martín se entusiasman al ver los números finales. Es la manera que tienen de alumbrar alguna esperanza para reorganizarse para el 2011.

Es que en la elección de medio tiempo, el oficialismo municipal con más de 10 años en el poder y el consabido desgaste, resignó más de 8000 votos respecto de los resultados de 2007 cuando fuera reelecto Ricardo Ivoskus por segunda vez.

En esta oportunidad el triunfo llegó de la mano de más de 70.000 votos y esta vez fueron sólo 62.353 y menos del 32 % del total. Se podrá decir que en las legislativas hay menos polarización y que este 2009 fueron electos 6 concejales contra los 5 de hace un año y medio. Pero también es verdad que fueron muchos menos votos que los calculados, en una elección que tiene mucho de sus históricos números de 2003 y 2005 cuando derrotaron por escasa diferencia a Bustos y Chaher, respectivamente.

Los Ivoskus tenían encuestas que los daban ganadores por una gran diferencia e incluso le indicaban el triunfo de Kirchner en San Martín y en la Provincia. Se confiaron en ello y recibieron el resultado final como algo inesperado.

Más rápido que ligero, dirigentes de otro color político debatían por los bares si el Jefe Comunal, después de estos números estaba en condiciones de delegar el futuro inmediato al concejal Daniel Ivoskus o si se vería obligado a volver a ser candidato para continuar en el poder.

Esto es algo que no se sabrá en lo inmediato, si no en los próximos meses, pero no sería justo que sólo le cayeran al edil por lo actuado, porque siempre se intentó plebiscitar la gestión, ahora aliada al kirchnerismo.

El tema parece ser algo así como la metáfora de la "Sábana corta", el ivoskismo recibe 41.000 votos por lista enganchada con Kirchner y 21.000 por la boleta vecinal que promovía el corte. Con el paso de cada elección Ivoskus va cambiando parte de su electorado, pero esta vez no pudo aumentarlo.

De volver a ser candidato en 2011 por el radicalismo o afines, los Ivoskus recuperarían votos de clase media- que alguna factura le pasaron por su alianza 2007-2009, pero volvería a resignar votos peronistas de la franja.

SE COLGARON DEL COLORADO

En todos los distritos, dirigentes locales innotos, realizaron una excelente elección gracias al arrastre de la boleta de Francisco De Narváez y San Martín no fue la excepción con la obtención de más de 52.000 votos con políticos desconocidos por la mayoría de los vecinos. El corte en su contra que sufrió esa boleta fue de 16.000 votos contra los 68.000 que obtuvo el empresario con la lista de Diputados Nacionales en el distrito. Algunos esperaban más, pero sin embargo Diego Perella está en su derecho de festejar como festejó el domingo.

Este periodista había advertido que la polarización y feroz nacionalización de la campaña en la Provincia entre los K y los denarvaístas iba en detrimento de una victoria más abultada a favor de Daniel Ivoskus y eso fue lo que ocurrió. El vecino desoyó el intento del Intendente de MUNICIPALIZAR la campaña y prefirió castigar al Gobierno Nacional, las testimoniales y ponerle fin al lustro kirchnerista. Incluso, nuestra encuesta, que como pocas, advirtió el triunfo de De Narváez en San Martín, pero no vio el arrastre que terminó favoreciendo a la lista local y ubicando a Carosio en el Concejo.

Con todo, el oficialismo debe tomar nota del mensaje de los vecinos. Esperaban más y con el anuncio de las Obras en marcha, la alianza con el Gobierno Nacional y Provincial como argumento, y una campaña millonaria en la calle, apenas superó el 30 % de los votos.

Comentá la nota