Wal-Mart se suma al mercado local con 250 nuevos empleos

En medio de una tormenta financiera mundial y bajo una constante invasión de noticias referidas al cierre de empresas e industrias en Argentina, la cadena de supermercados Wal-Mart hizo una fuerte apuesta en su política de expansión que impacta de manera directa en Tucumán.
Ayer quedó oficialmente inaugurado el supercenter que instaló en Avenida Belgrano y Camino del Perú, para lo cual invirtieron 40 millones de pesos.

El imponente local dispone de una superficie cubierta total que supera los 10 mil metros cuadrados, mientras que el salón de ventas se extiende a lo largo de seis mil metros cuadrados.

Esta nueva apuesta genera la ocupación de 250 tucumanos que desempeñaran sus tareas de manera directa. Sin embargo el beneficio llega también de manera indirecta a los proveedores, entre los que se cuentan nueve Pequeñas y Medianas Empresas tucumanas que participan del programa PYME desarrollado por Wal-Mart.

El gobernador de la provincia José Alperovich fue el encargado de la inauguración oficial realizada ayer con la presencia del personal de la compañía y ejecutivos. El salón se mostraba impecable y con todas las previsiones necesarias para habilitar hoy las instalaciones al público, a partir de las 8.00.

Los trabajadores fueron capacitados a través de diferentes cursos generales de inducción y especializados de acuerdo a sus funciones. De esta manera, la compañía asegura a sus empleados -a los que en realidad denomina asociados- la formación necesaria para ofrecer a los consumidores una experiencia de compra similar a la existente en los mercados minoristas más desarrollados del mundo.

La particularidad de Wal-Mart en su estrategia de ventas, está centrada en una entrategia tendiente a asegurar a los clientes que todos los productos se encuentran permanentemente a precios bajos, con el lema "Precios bajos todos los días, siempre".

Otra innovación, tiene que ver con la góndola del programa "Wal-Mart Pyme", la cual se encuentra integrada por productos de unas nueve pequeñas y medianas empresas tucumanas.

El objetivo de este programa es detectar y potenciar el desarrollo de pequeñas empresas locales y regionales, incorporando sus productos al surtido ofrecido a los clientes de la cadena. De esta manera, se logra mejorar la capacitación y la competitividad de las firmas tucumanas, con la posible proyección nacional.

Comentá la nota