Maradona: "Cualquiera sea el técnico, la camiseta no se abandona".

SELECCION: El técnico ataca duramente a Riquelme y da pistas sobre cómo armará la Selección sin el 10.
Por más que se quiera establecer una charla futbolera, Diego Maradona quiere sostener su punto de vista en el Caso Riquelme y ataca de entrada: "Cualquiera sea el técnico, cualquiera sea la cara del técnico, cualquiera sean los códigos, la camiseta no se abandona. Yo no tengo problemas que renuncie. Pero que no me ensucie a mí y que no embarre la cancha. Si quiere renunciar por lo que se le cantan los huevos, tiene todo el derecho".

¿Te arrepentís de algo?

De nada. En absoluto. Duermo tranquilo. Sé que hice las cosas bien. Me entristece haber pensado tanto en él y ahora saber que no lo voy a tener. Es todo tan raro. No sé qué le metieron en la cabeza. Lo llamé cinco veces desde Ezeiza. Y cuando llegué a mi casa le dejé otro mensaje en el contestador y no me respondió...

¿Estás convencido de que le metieron fichas?

Completamente. Yo no rompí ningún código. Mi mensaje fue: "Jugá 20 metros más adelante de lo que jugás en Boca". Habla de códigos y tengo muchos más años, planteles y vestuarios que Riquelme. No sé si está casado, si tiene novia, si tiene hijos...

Lo mandaste "en cana" a Franchi. ¿Tanto odio le guardás?

No le tengo odio. Pero Riquelme tiene un ladino al lado. Lo conozco perfectamente.

¿Román no encaja en el grupo?

Yo quería armar un plantel con Riquelme sabiendo las dificultades que, en Boca, tuvo con Cáceres, Palermo, Caranta, Migliore, Dátolo. Naturalmente, sabía todos los quilombos que venía arrastrando e igual quería imponerlo.

¿No será que no está para jugar los 90 minutos en esta Selección?

Pongamos las cartas sobre la mesa entonces. Si no aguanta la velocidad de los de arriba, por la velocidad que él tiene ahora, es otro tema.

¿Sabés que a varios compañeros de la Selección les provocó alivio su renuncia?

No lo sé. A mí nadie me llamó por teléfono. Lo voy a saber cuando me junte con ellos, si es que lo tengo que saber. Por ahí se lo guardan, no lo cuentan, no me lo dicen...

¿Tampoco lo percibiste?

No. Los famosos cantitos fueron por los triunfos. Los muchachos sabían que Riquelme, Messi y Verón iban a estar.

¿Por qué no vas el domingo a la Bombonera?

No le tengo miedo a nadie. Además, el partido para ver es Vélez-River.

¿Cuántos equipos armaste del martes hasta acá?

Desde que terminó el partido con Francia, armé 20 equipos. Ahora, ya tengo una idea.

Riquelme, Batista, Ruggeri, Humbertito. ¿No son demasiados problemas en tan poco tiempo?

¡Siiii..! Te lo puedo asegurar. ¡Qué difícil es ser técnico de la Selección! ¿Renunciar? ¡Jamás! ¿Sabés por qué no? Por Mascherano, por Demichelis, por el Kun, por Lio, por Carrizo, por Zanetti, por Papa. Por mis jugadores no me van a quebrar. Me llevó mucho tiempo llegar a este lugar y lo disfruto porque sé que tengo un equipo de hombres. Y por más que se me cayó un soldado, este equipo está íntegro. Yo quería imponerlo a Román en un plan de juego donde entraba perfectamente con los chiquitos. Pero se cayó y no me pongo a llorar porque sé que tengo reemplazantes.

¿Lo de Ruggeri ya fue?

Está planchado, no muerto...

Vas a jugar con un enganche...

Todavía no lo sé. Hasta hoy, el enganche era Román. Yo lo que le quiero explicar a la gente es que mi equipo era con Román. Ahora tengo que pensar en otras opciones. Que las tengo. No tengo ningún problema en ir a atacar a Venezuela y a Bolivia.

¿Atacar a Bolivia, en la Paz?

Bueno, atacar, como se pueda.

¿Eso significa que vas a poner a Messi, Agüero y Tevez?

Significa eso, más otros jugadores que ataquen. ¿Con tres en el fondo? Todo puede ser... Las reuniones que tenemos ahora (con su cuerpo técnico) son para modificar cómo podemos atacar a Venezuela sin Riquelme. Sin descubrirnos atrás y teniendo el equilibrio que me dan Gago y Mascherano. Con esa base, puedo jugar con tres en el fondo. Una variante es poner un 3-3-1-3.

¿Es el dibujo que más te gusta?

Es el que más me gustaba, con Riquelme... Ahora, el Rolfi lo puede hacer. A Verón lo quiero más atrás, por su panorama.

¿Messi puede ser el 10?

No, a Messi dejámelo arriba.

¿Y Tevez?

Puede pivotear y manejar la mitad de la cancha. Pero no vamos a ser ofensivos a ultranza sin ser equilibrados. Seguramente, alguno va a tener que pasar la línea de la pelota. No vamos a dejar "guachos" a los de atrás. Si jugás con tres delanteros tenés que pensar que Maxi se te va arriba, que Gago también llega. Tenés que pensar un montón de cosas. Ver cómo le buscamos la vuelta para jugar con tres arriba. O meter volantes ofensivos para que lleguen y le den una mano al Kun y a Lio, que son los dos delanteros titulares fijos.

¿Cuándo vas a tener el equipo que jugará en el Mundial?

Primero, quiero tener la clasificación. Y con eso, ir metiendo jugadores que me vayan dando la confianza para decir éste me va a rendir a pleno en el Mundial. Yo digo Mascherano y 10 más, pero a medida que pasa el tiempo se van consolidando esos 10 más.

¿Tenés un déficit con la falta de un grandote adelante?

Desde que se fue Batistuta, no busquemos más al 9 de área que encontraba la pelota para hacer un gol. Juguemos de otra manera. Y Crespo no juega en el Inter. Yo le dije que se vaya en junio: "Andate de ahí y jugá Hernán. Y poneme en un compromiso".

¿A Carrizo también le dijiste que se vaya en junio?

No, él me dijo que ya se lo pidió al presidente de la Lazio. Es mi arquero titular. Y se me lesionó Romerito... pocas veces vi un arquero con tanto futuro.

¿Buscás 11 jugadores fijos o cambiás de acuerdo al rival?

Según el rival, voy a poner lo que más convenga. Venezuela no es lo mismo que Brasil, Alemania, Holanda, Italia, España. Quiero un dibujo táctico que me dé garantías de que no nos van a pasar por arriba o que nos quedemos desequilibrados. A mí, el desbalanceo en retroceso y que el equipo termine desordenado es lo que más me preocupa. Otro ejemplo: no me sirve para nada hacerle un cerrojo a Ribery y Henry si después no pasan al ataque. Para eso los pongo al Cata Díaz y a Forlín.

¿Qué jugadores de acá estás siguiendo?

Me gustan mucho Bergessio, Bernardello y Campestrini.

Comentá la nota