Manzur dijo que la experiencia contra el dengue sirve de ejemplo para otras provincias

"El Chaco, en materia de salud, está mucho mejor. No sólo por los indicadores sino por todos los adelantos en infraestructura sanitaria", aseguró ayer el ministro de Salud de la Nación, Juan Manzur, durante la visita que realizó a la provincia en el día de la lucha contra el dengue.
Sobre este tema, dijo que la experiencia chaqueña sirve de ejemplo para otras provincias e, incluso, debe ser compartida también con países vecinos.

"Podemos afirmar hoy que en el Chaco la salud se ha transformado en una política de estado", dijo Manzur durante una conferencia de prensa que ofreció ayer junto al gobernador Jorge Capitanich y su par provincial, Francisco Baquero, en el Salón Obligado de la Casa de Gobierno, donde se instaló la sala de situación para seguir de cerca el operativo contra el dengue que se realizó ayer en toda la provincia.

"En salud, los indicadores no cambian de un día para otro. Es un proceso que lleva su tiempo, y por eso es importante tener un rumbo claro", sostuvo el titular del Ministerio de Salud de la Nación, a la vez que destacó el trabajo del personal de salud de la provincia, y las medidas que se impulsaron en otras áreas como la construcción de viviendas, el tendido de redes de agua y cloacas. "Esto también ayuda a tener mejores indicadores en salud", remarcó el funcionario.

Sin embargo, aclaró que "si bien estamos mejor, esto no quiere decir que estemos bien". "Todavía falta mucho por hacer", sostuvo.

Lucha contra el dengue

"El Chaco tiene muchas fortalezas y una experiencia importante en prevención del dengue que queremos compartir con el resto de las provincias y los países vecinos", aseguró Manzur tras recordar el encuentro que hace poco tuvo lugar en Asunción del Paraguay en el que participaron autoridades de salud del vecino país y gobernadores del nordeste argentino, entre ellos Capitanich. Recordó que en esa reunión se planteó la necesidad de trabajar en forma articulada en toda la región. "La comitiva argentina planteó una cuestión básica: el trabajo debe realizarse de manera articulada, porque la salud no tiene fronteras", dijo Manzur.

"Vemos que el Chaco tiene muchas fortalezas y una experiencia importante en esta patología. Lo que queremos es compartir este capital de conocimientos con el resto de las provincias para tener una respuesta más efectiva", añadió.

"En los primeros meses de 2009 tuvimos una epidemia importante en nuestro país. El virus estuvo circulando en 14 provincias argentinas con una totalidad de casos registrados de 26.000 pacientes confirmados con diagnóstico de laboratorio. Todo este esfuerzo, en el cual Chaco es un ejemplo, es para que este impacto, en el próximo verano, sea muchísimo menor", sostuvo.

"Chaco es un ejemplo en toda la etapa de prevención. Lo dijimos en Paraguay, Bolivia y en los países de la región: la salud no tiene fronteras y el mosquito no pasa por migraciones. Por eso el trabajo tiene que ser conjunto, compartiendo información, articulando acciones concretas en terreno y con las experiencias tan enriquecedoras como las que se están haciendo hoy los chaqueños", agregó el ministro.

Por otra parte, destacó el trabajo conjunto que realiza la cartera a su cargo y el Ministerio de Salud del Chaco. "Estamos trabajando en forma conjunta y coordinada con el ministro Baquero en la implementación y refuerzo de una serie de programas, desde el Programa Remediar que durante mi gestión estamos duplicando la capacidad de respuesta y el respaldo de estas jornadas que son un hito", dijo el funcionario nacional.

Manzur se reunió ayer con el equipo de colaboradores del gobernador Capitanich y participó de una recorrida por distintos puntos donde se desarrolló la Jornada de Prevención y Lucha contra el Dengue.

"Venimos a sumarnos y aportar nuestra capacidad de respuesta", señaló Manzur. "Hace una semana estuvieron más de veinte equipos técnicos trabajando en un área clave como es la Maternidad e Infancia; hace 48 horas estuvo en marcha nuestra presidenta poniendo en marcha otro hospital", recordó.

Acompañamiento

Por su parte, Capitanich agradeció el apoyo del Ministerio de Salud de la Nación y valoró "el decidido acompañamiento de la ciudadanía, como también de los intendentes, concejales y todas las autoridades políticas de cada una de las localidades", en las tareas de prevención del dengue. Luego destacó la colaboración prestada por las fuerzas de seguridad nacionales, tanto el Ejército Argentino, la Fuerza Aérea, Prefectura, Gendarmería y la Policía Federal, en coordinación de las fuerzas de seguridad de la provincia, así como la participación de la Policía del Chaco.

Comentá la nota