Madrid le retiró todos los honores concedidos al dictador Franco

Le revocó los títulos de alcalde honorífico, hijo adoptivo, medalla de oro y medalla de honor. Así, la ciudad cumple con la Ley de Memoria Histórica que obliga a eliminar las "menciones de exaltación de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la representación de la dictadura".
A más de 30 años de la llegada de la democracia a España, el Ayuntamiento de Madrid retiró todos los honores que le habían sido concedidos al dictador Francisco Franco. Con esta medida, se cumple con la Ley de Memoria Histórica -aprobada en 2007- que obliga a las administraciones públicas españolas a eliminar las "menciones de exaltación de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la representación de la dictadura".

Sucede que en el período en que el Ayuntamiento de Madrid estuvo dirigido por alcaldes y corporaciones designados por Franco -desde el fin de la Guerra Civil hasta 1979- el dictador había recibido los títulos de Alcalde Honorario de la Ciudad, Medalla de Oro, Hijo Adoptivo de Madrid y Medalla de Honor.

También su esposa, Carmen Polo, había sido distinguida con el título de Hija Adoptiva de Madrid. Ese título también fue revocado hoy.

La iniciativa fue promovida por el partido Izquierda Unida (IU) y contó con el apoyo del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y del Partido Popular (PP), que gobierna en la capital española.

"La capital de España queda limpia hoy de apoyos a dictadores", destacó la concejal de IU Milagros Hernández Hernández, quien consideró que la continuidad de estos honores a Franco suponía "un insulto" a quienes lucharon "con dignidad" por un país democrático "y que nunca han tenido reconocimiento alguno".

Comentá la nota