Macri pronosticó en Paraná el fin del kirchnerismo

El jefe de gobierno porteño dijo que el 28 de junio se termina un ciclo. Evitó opinar sobre los polémicos dichos de De Angeli. Cuando le preguntaron por Busti dijo que el PRO apuesta a la renovación. Calificó de mentirosas las estatizaciones K.
Apenas iniciada la conferencia de prensa que el líder del PRO dio en la capital entrerriana consultó al primer candidato a diputado por Entre Ríos sobre la ubicación del PRO en la provincia a lo que Armando Saliva respondió diciendo que "estamos peleando el segundo lugar"

El fin del kirchnerismo

Macri aseguró que a partir del 28 de junio "cuando el kirchnerismo pierda la mayoría en ambas cámaras" impulsarán una agenda de trabajo "en la que nos encontramos unificados en la batalla con los otros sectores de la oposición pero que en la mayoría absoluta que tiene el kirchnerismo no pudimos imponer la racionalidad de nuestras propuestas".

Tras cuestionar las políticas y "las mentiras del Kirchnerismo" afirmó que "no confiamos en Néstor Kirchner y su mujer, no confiamos en su capacidad de gestión y creemos que la Argentina está ante la oportunidad de ser un país creíble, confiable, con un proyecto de crecimiento en el cual todos los argentinos encuentren un buen trabajo para así mantener con dignidad su familia y tener que dejar de depender de un puntero, con la promesa de un plan a cambio del voto".

"Esa Argentina la vamos a construir entre todos a partir del 28 cuando le digamos no al kirchnerismo y demos por terminado un ciclo", agregó.

"Con el fin del kirchnerismo se acabaron los enconos, los rencores y ver la política como enemigos y amigos y no como adversarios; gente que quiere un mejor futuro para la Argentina, con distintas propuestas, pero por eso no somos enemigos".

Hacia 2011

Respecto de un posible retorno de los peronistas disidentes a la órbita K, Macri dijo que no "no hay ninguna posibilidad que Unión-Pro termine acordando con el kirchnerismo después del 28 de junio".

Si bien el ex presidente de Boca Juniors evitó referirse en forma directa a su posible candidatura presidencial para 2011 dijo que "la proyección de Unión-Pro nos pone en la obligación de comprometernos el domingo a la noche a que el PRO tenga una propuesta para el 2011 y la vamos a tener" y afirmó que ése partido es "la fuerza que más está creciendo y la esperanza más grande que hay acerca de un cambio real".

Dijo que "sería bueno" un trabajo conjunto con los legisladores que responden al ex gobernador santafecino Carlos Reutemann y al mandatario cordobés Juan Carlos Schiaretti para armar "un gran bloque, llevando propuestas claras concisas para dar soluciones a los problemas de inseguridad, empleo, educación y salud pública". Sin embargo, en ese marco evitó hacer referencia al entrerriano Jorge Busti y cuando fue consultado al respecto señaló que "nosotros estamos apostando claramente a una renovación".

Al ser consultado por los candidatos que hoy lo acompañan en Entre Ríos y si su continuidad hacia 2011 Macri consideró que "estamos todos bajo examen. Qué decimos, cómo nos comportamos, de dónde venimos, adónde vamos; es todo muy importante en este esfuerzo por recuperar la confianza, que en Argentina lamentablemente se ha perdido. Queremos demostrarle a la gente que venimos a servir, a dar y no a llevarnos y que con el PRO se va a acabar esta carrera que va de concejal a millonario".

Estatizaciones: "Que los K dejen de mentirle a la gente"

Por otro lado el jefe de gobierno porteño puso en duda veracidad de las estatizaciones del kirchnerismo y expresó que "no creo que haya un dogma absoluto en las cosas. No tenemos un estado presente; pagamos un montón de impuestos y cada vez recibimos peor salud, peor educación y peor seguridad. Tenemos que recomponer la relación entre el ciudadano y el Estado recibiendo estos servicios de calidad y que no exista diferencia entre recibirlos en forma privada que en forma gratuita del Estado".

"Tenemos que parar con la mentira de que ellos han recuperado el Estado porque le pagan $3.000 millones de deuda a una empresa privada –la española Marsans- y estamos pagando $5 millones por día de déficit; eso no es recuperar el Estado, eso es estafar a todos los argentinos".

"Que Néstor Kirchner, su mujer, De Vido y Jaime paren de mentirle a la gente: Con $5 millones por día podemos construir un centro de salud totalmente equipado todos los días. En dos días construimos una escuela totalmente equipada, en tres días urbanizamos una villa con acceso a todos los servicios para 6.000 personas".

Consideró que "no se puede hablar de las privatizaciones en forma genérica" y que "en algunos casos "fallamos porque no hubo control" pero destacó el manejo estatal del cobre por parte de Chile, del petróleo por Brasil y México "pero no comparten una pérdida; no podemos estatizar pérdidas".

Comentá la nota