Macri y De Narváez afirman que el Congreso revisará la ley de medios

Aseguraron que la oposición reformará la norma después del 10 de diciembre.
El jefe de Gobierno porteño Mauricio Macri y su socio político, el diputado Francisco De Narváez, coincidieron en criticar ayer la ley de medios sancionada en el Congreso y ratificaron que buscarán reformar la ley o sancionar una nueva cuando cambien las mayorías parlamentarias, el 10 de diciembre.

Macri y De Narváez volvieron a aparecer juntos en la apertura formal de las Jornadas de TV por Cable que se desarrollan en el Hotel Hilton de esta Capital, organizadas por la Asociación Argentina de Televisión por Cable (ATVC) y la Cámara de Programadores de Señales Audiovisuales (CAPPSA). El vicepresidente Julio Cobos estaba invitado pero se excusó por "problemas de agenda".

En ese marco, Macri ratificó el compromiso del bloque legislativo de Unión-PRO -cuyo liderazgo comparte con De Narváez- de revisar la ley e intentar corregir, según dijo, los "errores y horrores" que contiene la norma y "pone en peligro muchos puestos de trabajo".

Durante las jornadas, representantes del sector empresario lanzaron duras críticas contra la ley de radiodifusión y se consideraron "el pato de la boda" de la norma. El mandatario porteño les aseguró que el nuevo Congreso va a revisar la ley, que juzgó "hecha a las apuradas, a las atropelladas y con la prepotencia a la que nos tiene acostumbrados el kirchnerismo".

De Narváez no habló frente al auditorio, pero en declaraciones posteriores a la prensa reafirmó el compromiso asumido por Macri respecto a "replantear los caminos o las reformas de esta ley".En las primeras filas se ubicaron -entre otros- el diputado electo del Acuerdo Cívico, Ricardo Gil Lavedra, y el secretario general del gobierno bonaerense, José Scioli.

Horas más tarde, Elisa Carrió también dijo que se revisará la ley con la nueva composición legislativa durante una actividad de la Coalición Cívica (ver página 18), en sintonía con lo ya anunciado por el titular del bloque de diputados radicales, Oscar Aguad.

En su discurso, Macri dijo que "a pesar de las crisis tenemos islas de altísima calidad". Y entre ellas mencionó "el desarrollo increíble que tuvo el cable en nuestro país, ligado a un sistema de información plural, abierto, diverso y extendido por todo el país".

Según el jefe porteño, "el nuevo Congreso y el sentido común de nuestros jueces buscaremos una reforma que no debe ser traumática si no constructiva". Según el funcionario, Buenos Aires tiene gracias a la industria del Cable, 62.000 puestos de trabajo.

En la inauguración, el presidente de la ATVC, Walter Burzaco, no escatimó afiladas críticas a la ley. Dijo que: "es una espada de Damócles para el cable. Y no surgió como un hecho aislado. Es el resultado de una campaña sistemática contra nuestra industria emanada desde el poder". Alegó que "nunca se vio tanta violencia contra un sector" y opinó que "la ley deja a las pymes del interior como rehenes de las cooperativas de servicios públicos. Tienen exenciones impositivas, clientes cautivos e ingresos monopólicos que usarán para hacer subsidios cruzados y prácticas atadas".

Por su lado, el representante de la industria de los contenidos y señales, Alejandro Harrison dijo que la ley se centra en un país chico y no en un contexto que debe buscar el crecimiento.

Comentá la nota