Macri se hartó de los "contreras" del PRO

"Es una vergüenza como ensuciaron las calle", les enrostró a los militantes bonaereses que protestaron en la Jefatura. Dijo :"Son un grupúsculo".
Mauricio Macri criticó este viernes con dureza a la fracción disidente del PRO bonaerense, al calificar como "una vergüenza" la manifestación que realizaron para protestar contra el acuerdo entre el macrismo y los referentes del peronismo anti K.

"Es una vergüenza como ensuciaron las calles y es un grupo muy minoritario que no representa a la mayoría de los grupos del PRO bonaerense", cuestionó Macri, al sector que en la víspera realizó una caravana que llegó hasta la puerta del Gobierno de la Ciudad.

El duro cuestionamiento del jefe de Gobierno porteño se inscribe en la crisis que se registra en ese partido, luego del desplazamiento de Jorge Macri a la presidencia del PRO de la provincia de Buenos Aires, a raíz de la alianza con los diputados peronistas Felipe Solá y Francisco De Narváez.

"No hay que abusar de la paciencia de la gente", acotó Macri, en declaraciones a radio Continental y en alusión a la movilización de los macristas disidentes.

Los rebeldes están encabezados por la senadora provincial Viviana Arcidiácono y el concejal de Lomas de Zamora Carlos Fiorentino, que anunció una nueva movilización hacia la Ciudad para dentro de quince días y le respondió a Macri, en una profundización de la pelea.

"El problema no son los papelitos que supuestamente ensucian las calles de la Ciudad, sino el piquete de comunicación establecido en torno a Macri, porque hasta ahora no pudimos hablar con él ni con nadie", señaló Fiorentino a DyN.

Para Fiorentino, "el noventa y cinco por ciento de los votantes al macrismo quieren un PRO sin duhaldismo", al rechazar el acuerdo entre Macri con los diputados Solá y De Narváez.

Agregó que "los que abusan de la paciencia de la gente son ellos, porque abusan de la paciencia de la gente del PRO de la provincia de Buenos Aires" y anunció: "Si no hay respuestas, dentro de quince vamos a realizar una nueva marcha y va a ser más grande que la primera".

Macri, en tanto, también se refirió a Jorge Macri: "Quiere por un tiempo tomarse las cosas con más tranquilidad".

CANDIDATA IN PECTORE. Macri también se refirió al destino político de la vicejefe de Gobierno porteño, Gabriela Michetti, que pidió licencia en la Legislatura.

"Yo pienso que Michetti va a ser candidata", reiteró. Aclaró que "se va a empezar a saber después de quince días", sobre si será candidata a legisladora porteña o diputada nacional, según se separe o no los comicios de la Ciudad de Buenos Aires.

"Somos un equipo y trabajamos como tal. Que sea candidata no quiere decir que se rompa el equipo, sino que trabajará desde otro lado", argumentó Macri.

En el macrismo se registra un intenso debate interno en torno a la conveniencia o no de separar la elección local de la nacional.

Según diferentes dirigentes consultados por DyN, la decisión se adoptará por "consenso".

También se aclaró que podrían unificarse las dos elecciones y en ese caso Michetti podría ser candidata a diputa local y no nacional.

Comentá la nota