Macri busca su SIDE pero con estilo PRO

El Gobierno porteño siempre tuvo la intención de crear su propia SIDE. La prueba más cabal se encuentra en uno de los despachos de la Legislatura donde está congelado un proyecto de ley para la creación de la Dirección de Inteligencia Criminal de la Ciudad de Buenos Aires. La iniciativa fue presentada por los macrista Cristian Ritondo y Víctor Amoroso.
"El tema se iba a volver a tratar después de las elecciones, pero estalló lo del Fino Palacios", explicó un allegado a Ritondo. En el kirchnerismo creen que detrás del proyecto se encuentra el ex jefe de la SIDE de Eduardo Duhalde, Miguel Angel Toma.

En pleno tratamiento de la Ley de Radiodifusión, Toma montó un búnker en el Hotel Savoy. Las seis habitaciones del quinto piso y una en el cuarto servían para "operar contra la Ley de Medios K", repetía el ex jefe de la SIDE mientras veía los noticieros en un plasma de la habitación 503.

Para Toma ese lugar era estratégico. "Acá estoy cerca de Duhalde y del Congreso", argumentaba. Desde la SIDE creen que el operador duhaldista y macrista mantenía en el cuarto piso un centro de espionaje para hacer escuchas. Pero él lo desmiente.

No sólo la SIDE cree que Toma habría hecho "espionaje ilegal". En la propia Policía Metropolitana creen que la Dirección de Inteligencia es una idea del ex Señor 5, y agregan que, también, "operó para desbancar a Palacios, y uno de sus alfiles es Ritondo".

Uno de los dos ex funcionarios de la SIDE, consultados por PERFIL, fue directamente al grano: "Esto es una guerra y todos los días se amenazan con escuchas y chupadas de mails".

Comentá la nota