Macri apuntó a Nación por el acampe piquetero

Macri apuntó a Nación por el acampe piquetero
El jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, dijo que la sociedad "no aguanta más" los piquetes, al tiempo que acusó a la Policía Federal de "no haber acatado" una orden de desalojo de la protesta apostada en medio de la avenida 9 de Julio emitida por fiscales de la Capital.
"Hay que cambiar las formas de las protestas. Es un reclamo que le venimos haciendo y el Gobierno de la Ciudad le pidió al Gobierno nacional que desaloje, pero no acata la Policía la orden de los fiscales", denunció Macri.

En la misma línea, el jefe de Gobierno comparó a los piquetes que se realizan en el ámbito porteño con el corte del puente internacional en la ciudad entrerriana de Gualeguachú y dijo que ése es "un atropello que viene de años".

"Este es un atropello que viene de años, es lo mismo que en Gualeguaychú, quizás es más grave porque la gente no tiene alternativas para pasar como sí sucede en la Capital", afirmó el mandatario porteño.

Macri realizó estas declaraciones en la presentación de los Programas Educativos en Tecnologías de la Información y Comunicación, en el marco del Distrito Tecnológico: "Tuve que salir para llegar hasta acá y es un caos el tránsito", se lamentó.

Apuntó contra la "decisión política de manejar así las políticas sociales", aunque dijo que "cada vez está peor".

"Se puede hacer protestas sin complicarle la vida a la gente", dijo el líder del PRO, quien se quejó de la inacción de la Policía Federal "a pesar de la disposición de los fiscales".

Fuentes judiciales porteñas negaron que desde ese ámbito se hayan enviado pedidos de liberación de la 9 de Julio, al señalar que "los fiscales no trataron el tema porque era en abstracto al conocerse que el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, había adelantado que la Policía Federal no iba a actuar".

"Hay una decisión de no desalojar, si no, no estarían los policías custodiando", enfatizó el ministro de Seguridad porteño, Guillermo Montenegro, al apuntar contra el Gobierno nacional.

El funcionario sostuvo que "la situación está generada por el Gobierno Nacional, que creó una industria del subsidio y ahora aparecen las consecuencias".

"Por más que el costo de esta situación lo está pagando el Gobierno nacional, los principales perjudicados son los que tienen que circular por la ciudad", se quejó.

El ministro evaluó que "está mal que esta gente no tenga fuentes de trabajo, pero no es la forma de manifestarlo cortando una calle".

Comentá la nota