San Luis: los turistas coparon más del 80% de las plazas hoteleras

La mayoría vino de Buenos Aires y Mendoza, quienes destacaron la seguridad y la tranquilidad puntana. El lugar más elegido fue Merlo, seguido por El Trapiche.
El verano puntano explotó y lo que comenzó como un tímido enero se transformó en un fantástico comienzo de temporada. Los porcentajes del primer mes de vacaciones indicaron que el 81.12% las reservas de la provincia estuvieron ocupadas.

Según el jefe del Subprograma de Promoción e Inversiones Turísticas, Andrés Dufau: "La verdad es que fue bastante positivo. Hay que destacar que los primeros 10 días de enero fueron muy bajos y después en esta última quincena levantó".

Un informe del Programa de Turismo indicó que los visitantes gastaron un promedio de 200 pesos por persona.

La mayoría llegó desde Buenos Aires y Mendoza. Generalmente vienen en familia. Lo que más destacan de San Luis, además de sus paisajes, es el crecimiento y el desarrollo tecnológico. Muchos elogian la seguridad y la tranquilidad. Los que ya vinieron, este año encontraron nuevas ofertas, como las obras de teatro.

Respecto de los lugares más visitados, Merlo sigue siendo la vedette puntana más buscada.Ratificando que los turistas aún prefieren el interior de la provincia.

Los números no mienten, según el gerente del Gran Hotel San Luis, Freddy Gutiérrez: "Durante la segunda quincena tuvimos una reserva del 100%, ahora —a dos días del final de enero— bajaron al 75%".

A Rosa Glasl de las Cabañas Tronco Silvestre en Potrero de los Funes la temporada le sonríe y febrero trae buenos augurios. "Nos fue muy bien, nuestros clientes se quedaron muy conformes", afirmó.

Según el conserje del Hotel Quintana, Maximiliano, el balance de enero es muy positivo. El hotel tuvo una ayuda extra ya que albergó a los participantes del Tour de San Luis. La carrera fue uno de los factores que motivó la afluencia de público a la provincia.

Dufau destacó que esta temporada se vieron beneficiados los propietarios de los hospedajes de menor categoría. "El año pasado vino gente de mayor poder adquisitivo, este año mermaron mucho las reservas en los hoteles de 4 estrellas", explicó el funcionario.

Comentá la nota