San Luis reclamará ante la Corte

Dice que exigirá la declaración de inconstitucionalidad de la ley de medios.
El gobernador de San Luis, Alberto Rodríguez Saá, ya tiene preparado lo que será una movida judicial fuerte contra la ley de medios impulsada por el Gobierno que obtuvo media sanción el miércoles en la Cámara de Diputados: planteará, dijo, ante la Corte Suprema de la Nación el pedido de inconstitucionalidad del proyecto oficialista por considerar que de aprobarse, se pondrá en peligro "la autonomía de las provincias" con respecto a la libertad de prensa.

Rodríguez Saá conversó ayer con Clarín y opinó sobre lo que considera un "acuerdo tanto del oficialismo como de la oposición para quitarle jurisdicción y autonomía a las provincias para regular la libertad de prensa". Rodríguez Saá, que gobierna la provincia desde 2003, considera que la oposición "no puede decir que está en contra de algunos puntos cuando es claro que la ley no es constitucional".

El centro del reclamo del puntano estará basado en el artículo 32 de la Constitución Nacional, que dice: "El Congreso federal no dictará leyes que restrinjan la libertad de imprenta o establezcan sobre ella la jurisdicción federal". "Qué curioso que Daniel Scioli, quien gobierna la provincia que se sumó a la Constitución para defender sus derechos de autonomía, ahora no defienda los derechos de los bonaerenses", dijo Rodríguez Saá, quien aclaró que no será un amparo lo que presentará, sino "un juicio a fondo para combatir esta ley que sólo busca ir en contra la de libertad de prensa". El proyecto de ley que votó la Cámara de Diputados plantea en su articulado que la autoridad de aplicación va a tener sedes oficiales por lo menos cada 500 mil habitantes. Sobre eso fue consultado por Clarín el abogado constitucionalista Daniel Sabsay, quien sostuvo en sintonía con Rodríguez Saá que "esas autoridades locales son una invasión sobre la autonomía de las provincias", y agregó: "esto me remite a las empresas públicas en el siglo pasado, como las que proveían de agua y energía, y que tenían sedes en todas las provincias y desde ahí tramitaban todas las facultades."

En verdad, quien irá a la Corte Suprema no será el gobernador, sino la Provincia de San Luis propiamente, como dice el artículo 117 de la Constitución. Allí se explica claramente que "la Corte Suprema ejercerá su jurisdicción por apelación según las reglas y excepciones que prescriba el Congreso; pero en todos los asuntos concernientes a embajadores, ministros y cónsules extranjeros, y en los que alguna provincia fuese parte, la ejercerá originaria y exclusivamente."Así, la provincia no tiene legalmente que recurrir a un juicio de primera instancia, porque en este caso la primera instancia es la propia Corte. Con respecto al artículo 32, Rodríguez Saá dijo ayer que "es paradójico que un artículo que fue realizado para que Buenos Aires ingrese a la reforma de 1860 ahora no sea defendido por su gobernador".

Con respecto a una posible presentación conjunta de varias provincias frente a la Corte Suprema, Rodríguez Saá dijo que no hubo hasta ahora contacto con otros gobernadores y que intentará presentarse lo antes posible.

Comentá la nota