Luego del paro, el diálogo

Los docentes anunciaron un impasse hasta el lunes. Scioli los convocó para retomar el diálogo este mediodía. Buscan un acuerdo para evitar más pérdida de días de clases

Este mediodía se abrirá una nueva instancia de diálogo entre el gobierno de Daniel Scioli y los docentes bonaerenses. Tras la rotunda muestra de fortaleza que significó la masiva adhesión al paro de 48 horas, los gremios educativos lanzaron un impasse postergando el anuncio de nuevas medidas de fuerza hasta el lunes. Fue un intento por buscar una señal oficial que llegó rápidamente de boca del gobernador, que sin demora anticipó una nueva convocatoria al diálogo.

"Vamos a perseverar en buscar una solución convocando a reuniones de trabajo y diálogo una vez que finalice el paro", explicó Scioli. El mandatario instruyó al jefe de Gabinete, Alberto Pérez, "para que lleve adelante en las próximas horas todas las reuniones necesarias para poder destrabar este conflicto", aunque pidió a los maestros y los gremios que "lo hagamos con los chicos en las aulas y sin conflictos".

Poco después, Pérez confirmó que convocó a los gremios docentes a reunirse hoy al mediodía para buscar avanzar en la negociación. "Vamos a cumplir con una demanda social que es que podamos llegar a un acuerdo para que los chicos tengan los 180 días de clases como corresponde", se planteó Pérez como principal desafío.

Sin embargo, no se tratará de una puja simple: es que la Provincia insiste en que ya hizo su último esfuerzo posible al ofertar una masa salarial de casi mil millones de pesos repartidos en $ 50 al básico, $ 90 remunerativos y $ 55 adicionales entre marzo y junio. Mientras tanto, los maestros no cesan en su reclamo de una masa salarial de $ 1.200 millones y $ 200 en blanco de aumento para cada educador.

Ayer, Scioli ya dio una pista de la postura que llevarán a la paritaria de hoy al sostener que "todos saben que se vive un momento de una situación financiera, de crisis global, en el cual los recursos no dan para todo lo que todos merecen o necesitan, pero trataremos de fijar prioridades".

Así advirtió que no sobran recursos, pero dejó una puerta abierta a una mejora de la última propuesta. El llamado oficial a retomar el diálogo se produjo después de que ayer al mediodía los docentes resolvieron no convocar nuevas medidas de fuerza hasta el lunes. De esta manera, anunciaron, buscan favorecer el diálogo con el gobierno provincial y llegar a un acuerdo que termine con el conflicto.

La lógica sindical indica que tras una imponente demostración de fuerza urge retomar la negociación para buscar un acuerdo. Si la Provincia no mejora su oferta, ya está pensado un paro general con movilización a plaza San Martín para la semana próxima, como anticipó ayer este diario.

"Teníamos votados paros y movilizaciones para la semana próxima, pero no las vamos a convocar ahora con el fin de propiciar el diálogo", anunció el secretario general de Suteba, Roberto Baradel. Así, el dirigente gremial pasó la pelota al campo del gobierno provincial: "Esperamos que nos llamen para destrabar el conflicto. La responsabilidad ahora la tiene el gobierno de la Provincia". El llamado llegó pasadas las 18.

De ese modo, Suteba, FEB, Udocba, Sadop, AMET, y UDA quedaron a la expectativa de la convocatoria oficial que se produjo al rato. Si hoy no se llega a buen puerto, habrá nuevas medidas de fuerza que seguirán afectando a 4,5 millones de alumnos como ocurrió en las últimas dos jornadas.

Comentá la nota