Luego de los inconvenientes por el temporal funcionan normalmente los pozos de agua

La Dirección de Obras Sanitarias del Municipio brindó detalles sobre los trabajos que se están llevando a cabo en los sectores que se vieron perjudicados por la reciente tormenta. Muchas pruebas de calidad se desarrollan en las perforaciones antes de volcar el líquido vital a la red.
La Dirección de Obras Sanitarias del Municipio brindó ayer por la mañana un pormenorizado informe de los trabajos que se desarrollaron en la ciudad a raíz de los inconvenientes que se registraron por el temporal que azotó la región durante la madrugada del martes. "Muchos pozos de agua quedaron fuera de servicio porque las líneas de energía eléctrica de la Cooperativa sufrieron inconvenientes con la caída de los árboles sobre las mismas", manifestó en el inicio de la conferencia de prensa el contador Julio Garutti, director ejecutivo de la dependencia. "Estuvimos dedicados a diversas cuestiones relacionadas con el tema; personal del área trabajó de manera intensa para tratar de encontrar soluciones inmediatas pero la realidad indicó que la falta de suministro eléctrico impidió que las perforaciones tuvieran un funcionamiento correcto", agregó Garutti.

- ¿Cuál es el panorama que se le puede brindar a la población?

- Actualmente todos los pozos están en condiciones de brindar la provisión de agua, pero muchas veces, una vez que comienzan a trabajar, se deben esperar algunas horas ya que se hacen mediciones técnicas desde Obras Sanitarias. Los vecinos deben saber que el equipo del área desarrolla análisis sobre la calidad del líquido elemento antes de que el mismo se vuelque nuevamente a la red.

Daniel Sartori

Por su parte Daniel Sartori, subdirector de Obras Sanitarias, explicó que "hubo diversos sectores que sufrieron estos problemas productos de la tormenta; desde el momento que tomamos conocimiento de los cortes del suministro eléctrico se hizo una planificación especial con los técnicos del área con el objetivo de lograr respuestas en el menor tiempo posible", resaltó. "Como bien decía Garutti, antes de suministrar el agua en la red se debieron efectuar mediciones fundamentales para la calidad del producto que se consume en la ciudad; por tal motivo muchos vecinos tuvieron luz a las pocas horas y el agua demoró en llegar por esto que venimos explicando", señaló Sartori.

Mucho consumo

"En relación con las perforaciones de pozos, y con el objetivo de continuar mejorando la calidad de agua de los vecinos, se firmó con el Enohsa (Ente Nacional de Obras Hídricas de Saneamiento) un acuerdo mediante el cual ese ente se comprometió a financiar las perforaciones para la creación de tres nuevos pozos de provisión de agua. Sin embargo las cuestiones administrativas y el retraso en el otorgamiento de los fondos hicieron que las perforaciones se iniciaran con demoras y que aún se encuentren en ejecución", señaló Julio Garutti.

"La cantidad de agua que se extrae por día de los acuíferos cubre con amplitud las necesidades de la población, la prueba está en que durante la mayor parte del año no existen inconvenientes en el suministro.

"Es imposible que el sistema soporte un consumo indiscriminado sin que eso afecte la presión de las redes. El uso racional es cada vez más importante ya que el derroche no sólo puede afectar el servicio en los meses de verano, sino que se expone a los acuíferos a una sobreexplotación, lo que puede generar efectos negativos en la calidad final del líquido", aseguraron.

Restricciones

Para que el agua sea suficiente es necesaria una responsabilidad compartida; el Municipio debe prestar el servicio en las condiciones requeridas y hacerse responsable de la inmediata reparación de la red cuando hay pérdidas en la red y que en algunos sectores de la ciudad persisten durante varios meses, derrochándose el vital elemento. A su vez, el vecino tiene que hacer un uso racional y evitar lo innecesario, usando el agua que precise, pero sin desperdiciar algo tan valioso.

A tal fin, se reiteran algunos consejos simples que se pueden aplicar generalmente durante las horas de mayor utilidad, que son de 10:00 a 15:00 y de 19:00 a 22:00, según un análisis efectuado por Obras Sanitarias. Es aconsejable evitar en estos horarios el consumo de agua para fines que pueden hacerse en otros momentos, como por ejemplo, el llenado de piletas o el riego de plantas en los hogares.

Recomiendan entonces, "llenar las piscinas de noche, para no afectar la presión cuando toda la ciudad necesita el agua para otros usos indispensables. Para mucha gente es más fácil llenarla con frecuencia, evitando incorporar cloro o químicos que preservan el agua y esta actitud tiene un impacto muy fuerte en el consumo.

"Por otra parte, cuando se deba vaciar la pileta, en vez de tirar el agua, se la puede aprovechar para regar plantas, las calles de tierra si fuera necesario o baldear los pisos.

"Es indispensable también arreglar las canillas que gotean o las pérdidas en los inodoros. El simple goteo de una canilla consume unos 50 litros diarios, que es la cantidad que usa para beber toda una familia en una semana. Por un flotante roto del inodoro se pueden desperdiciar hasta 4.000 litros por día". Desde la Dirección de Obras y Servicios Sanitarios se recomienda observar estos consejos "para poder disfrutar de un verano con agua para todos", reiteró la Municipalidad.

Comentá la nota