López Puelles pasó cómodo y el Frente Cívico votó dividido

Logró 26 bolillas blancas, contra 13 negras. El oficialismo impuso su candidato con el aval del PD y parte de la UCR. El cobismo lo bochó.
Aunque de la boca para afuera muchos habían manifestado estar disconformes con el candidato para conducir la Dirección General de Escuelas, Carlos López Puelles, el Senado le otorgó ayer 26 bolillas blancas contra 13 negras.

El cómodo triunfo fue celebrado por el oficialismo -que contó con el voto del vicegobernador Cristian Racconto para evitar un empate- y volvió a mostrar las fisuras que existen hacia adentro del Frente Cívico Federal que ayer votó dividido a pesar de la declaración formal de no tener intenciones de aprobar el pliego.

En principio (y en contra de lo que algunos especulaban) los 12 justicialistas, incluido el Vicegobernador, votaron unidos. A ellos se sumaron 4 bolillas blancas del bloque Eje Peronista, 4 radicales y 4 demócratas.

Del otro lado, la certeza estaría en que los 9 miembros de Confe respetaron el mandato de darle bolilla negra del mismo modo que lo hicieron las senadoras por el ARI -Alejandra Naman- y por el Partido Demócrata -Nely Gray ya que ambas lo manifestaron públicamente. En contra, también se habrían expedido tres miembros de la UCR.

Fanny Llobel -presidenta de la Comisión de Educación quien fuera muy dura con Puelles el día de la audiencia pública, Walter Sanz y Leopoldo Cairone quienes el lunes estuvieron presentes en la reunión convocada por el Frente para sentar una postura oficial al respecto.

En ese encuentro, Juan Carlos Jaliff dio libertad de acción a los legisladores mientras que muchos plantearon el riesgo de bajarle el pulgar a un funcionario con rango de ministro a un gobierno débil que necesita de la oposición.

"La posición política era de no acompañar el pliego pero respetando el criterio personal ya que se trata de una designación muy importante", sostuvo Aníbal Rodríguez, jefe de la bancada de Confe, que admitió que deseaba, al menos, 14 votos en contra.

De este modo, los números no cierran debido a que sobraría un voto negativo y faltarían dos positivos si se tienen en cuenta las especulaciones realizadas por los mismos legisladores. Por este motivo, algunos hablaban acerca de la posibilidad de que Guillermo Amstutz (alineado con el Frente pero miembro del bloque Eje Peronista) hubiera dado el "OK" del mismo modo que al menos uno de los tres senadores radicales que se habrían pronunciado en contra. Esto nadie lo desmintió ni lo afirmó debido a lo secreto del voto. De todas maneras, Amstutz afirmó seguir siendo parte del Frente Cívico.

En tanto, los senadores radicales afines a Roberto Iglesias volvieron a diferenciarse de sus colegas. A pesar de la postura formal que tomó el radicalismo de pronunciarse en contra del candidato a conducir la DGE, pareciera que la mayoría votó a favor.

"Algunos se arrogan la representatividad de todos y esto no es así. Lo que sucedió hoy es una prueba de eso", afirmó Mauricio Suárez, presidente de la bancada radical y uno de los que no ha dado el brazo a torcer con respecto a la unificación de la UCR con el cobismo.

Sorpresa y media

En el comienzo de la sesión y por el relajo que mostraba el bloque oficialista era obvio que la pulseada sería favorable al Gobierno. De hecho, la certeza de un resultado positivo habría influido a la hora de realizar la sesión de acuerdos una semana antes a lo estrictamente especificado por ley.

Sin embargo, cuando todo terminó y los senadores opositores comenzaron a sacar sus cuentas se mostraron bastante sorprendidos ya que -aunque se descartaba el visto bueno- se esperaba mayor cantidad de votos negativos.

Muchos senadores que dieron el visto bueno dijeron no estar conformes con los antecedentes de López Puelles pero se preguntaron si esta gestión podría proponer uno mejor.

"Después de decir oficialmente que la UCR votaría en contra, hoy nos encontramos con la sorpresa de que votó dividida. Sin embargo es preferible eso a la ausencia de una postura oficial respecto de algo tan importante como la educación", sostuvo el cobista Sergio Bruni aludiendo a sus pares del bloque radical.

Comentá la nota