LOMAS | CONCEJO DELIBERANTE Ferreyra confirmó que se queda en el oficialismo

El titular del bloque del Partido Justicialista de Lomas de Zamora aseguró que "no hay cambios" por lo que continuará en el proyecto del intendente, Jorge Rossi, al menos hasta las elecciones legislativas. De todas formas, volvió a criticar al Jefe comunal. "Si no hay reuniones cotidianas y no nos juntamos, todo es muy difícil", remarcó.

Una de las novelas con más rating de la política de Lomas de Zamora en los últimos meses parece haber llegado a su fin aunque ya hay quienes advierten que la segunda parte será más impactante y vendrá después del 28 de junio. Es que el titular del bloque del Partido Justicialista en el Concejo Deliberante, Jorge Ferreyra, confirmó que se quedará en el oficialismo pero volvió a criticar al intendente, Jorge Rossi, por su "cerrada" forma de gobernar.

"No hay cambios. Estuve charlando con Rossi y aclaramos los tantos. Me interesaba saber cuál es el proyecto porque si no hay reuniones cotidianas y no nos juntamos, todo es muy difícil", aseguró el edil oficialista en diálogo con Info Región.

La polémica comenzó sobre el final de enero cuando, con el inicio de la campaña para las elecciones legislativas, Ferreyra salió con los tapones de punta y acusó que "el oficialismo no deja de participar en nada". Como era de esperar, las críticas motivaron la reacción del resto de los dirigentes oficialistas y hasta el secretario de Gobierno, Martín Insaurralde, señaló en su momento que el edil debía "analizar" su situación en el oficialismo.

En el medio, surgieron las especulaciones acerca de un posible pase del titular del bloque oficialista al peronismo disidente e incluso se habló de la posibilidad de que Ferreyra presida la flamante bancada Unidos por Lomas.

"Rossi me dijo que primero hay que ganar y además, que hay muchas obras por delante. El 29 de junio nos vamos a sentar por un proyecto por Lomas que incluya a todos, vamos a charlar con toda la gente de confianza y pensar en el 2011. Me dijo que hay que formar un equipo porque él se va a ir", apuntó Ferreyra al respecto.

De todas formas, admitió que no quedó "muy conforme" con la charla y volvió a insistir: "Me interesa saber qué es lo que pasa para saber qué es lo que tengo que hacer".

Además, y por si quedaban dudas acerca de un posible pase, recalcó que uno de los factores que lo llevaron a mantenerse dentro del oficialismo es que no charló "con ninguna otra fuerza". "No hablé con nadie, a mí me tiene que seducir un proyecto", enfatizó.

No obstante, no son pocos los que se atreven a vaticinar un escenario político lomense con Ferreyra alejado del oficialismo después de junio, más si se tiene en cuenta que su gente pareciera no estar en los planes de la lista de Rossi que competirá en las elecciones.

"Hasta junio aguanta, pero si no le dan lugar en la lista y no lo dejan participar, está claro que se va. Lo de caminar con las obras no alcanza", apuntaron desde el entorno del titular del bloque oficialista.

Con todo, Ferreyra aseveró que los comicios de mitad de año "van a ser muy duros" aunque indicó que "no sólo en Lomas sino en todos lados".

"La realidad es que la inflación no es la que dicen y el reparto de la riqueza no llegó para todos. De todas maneras, creo que las cloacas, el agua y los asfaltos es lo que la gente pide y con eso se puede ganar", concluyó.

Comentá la nota