LOMAS: Carasatorre fue confirmado como presidente y Aragón designado vice

En el marco de una maratónica jornada y tras sellar un acuerdo con el peronismo universitario, el oficialismo logró ratificar en la presidencia del Concejo Deliberante de Lomas de Zamora a Santiago Carasatorre.
La vicepresidencia, en tanto, quedó en manos del mariottista Santiago Aragón y la vice segunda en las del radical Gregorio Santos.

El Concejo Deliberante de Lomas de Zamora decidió ayer, tras una larga jornada de negociaciones entre los distintos sectores del peronismo local, refrendar al concejal del Partido Justicialista Santiago Carasatorre como titular del Cuerpo.

La renovación del mandato del justicialista contó con el respaldo de 21 ediles y el rechazo de los 3 concejales del Acuerdo Cívico y Social (Elvira Ballestero, Julio Gutiérrez y Rosendo Pedernera).

Como contrapartida del acuerdo entre el oficialismo y el peronismo universitario que responde al titular del Comfer, Gabriel Mariotto, la vicepresidencia quedó en manos de Santiago Aragón.

El inicio de la sesión preparatoria convocada para el juramento de los 12 concejales elegidos en las elecciones del 28 de junio y el nombramiento de las nuevas autoridades del Deliberativo, estaba previsto para las 11 de la mañana. Aunque, la falta de acuerdo respecto a los dos puestos de mayor importancia legislativa pospusieron casi cinco horas y media el comienzo de la asamblea.

Los candidatos para ocupar la presidencia eran tres: dos por el kirchnerismo, Carasatorre y Aragón, y uno por el peronismo disidente, el duhaldista Jorge Ferreyra. Hasta cerca de las 14, la discusión era un callejón sin salida. Recién después de una reunión entre las altas esferas del kirchnerismo local, el panorama cambió y empezó la pugna por el segundo cargo en importancia en la conducción del Cuerpo.

El "cierre" del mariottismo con el oficialismo fue cuestionado por el peronismo disidente que como contrapartida votó contra la designación de Aragón a la vicepresidencia.

Aunque dividido, el sector sabía que sin los votos del kirchnerismo universitario el oficialismo no iba a contar con las respaldos necesarios para ratificar a Carasatorre al frente del Cuerpo (contaba con 8 propios y los posibles respaldos de algunos aliados como los radicales Claudia Darfé y Gregorio Santos) y la elección de Ferreyra podría haber sido posible.

Pero tras el acuerdo en el kirchnerismo y la confirmación de Carasatorre como presidente, la respuesta del peronismo disidente fue tratar de trabar el acceso de Aragón a la vicepresidencia.

Con sus ocho votos, más los tres del ACyS y la rossista Marita Velázquez quedaron a un paso de frustrar las aspiraciones del decano de la Facultad de Ciencias Sociales de Lomas.

En ese contexto, el macrista Pablo Portell jugó un rol fundamental acompañando al kirchnerismo, lo cual le permitió a estos alcanzar los doce votos necesarios para el empate, que definió el presidente del Cuerpo con su voto doble a favor de Aragón.

Este desenlace cristalizó la fractura definitiva de Unidos por Lomas. "Sos un traidor", fue la acusación pública que el concejal Eduardo Amalvy le hizo a Portell en plena sesión.

Respecto a la vicepresidencia segunda, quedó en manos del radical Gregorio Santos, una elección que sorprendió a más de uno, pero que se comprende en el marco de las negociaciones que llevó a cabo el oficialismo.

Antes de la elección de las autoridades del Cuerpo, se les tomó juramento a los ediles electos el 28 de junio. Ellos son: Carasatorre, Velázquez y Juan María Viñales (PJ); Mariotto y María Victoria Lorences (Partido de la Victoria); Gabriel Mércuri, Javier Iglesias, Hernán Tapari y Claudio Menéndez por el peronismo disidente y Julio Gutiérrez, Gregorio Santos y Elvira Ballestero por el ACyS.

De la sesión, entre otros, participaron el intendente Martín Insaurralde; el ex presidente del bloque Unión Peronista en la Cámara baja provincial, Osvaldo Mércuri; y los diputados provinciales electos por Unión PRO Gustavo Ferri y María Elena Torresi.

Comentá la nota