Llega un verano lluvioso que no perdonaría ni Nochebuena

Aunque hace rato que llegó el calor, recién hoy comienza oficialmente el verano en el Hemisferio Sur. Con un fenómeno de El Niño en curso, la tendencia en materia climática hasta febrero es que en Rosario la estación será más húmeda que lo habitual, con temperaturas dentro de los valores normales.
Un panorama similar al que se viene registrando, sobre todo los últimos días, y que promete mantenerse. Lo peor es que ningún pronóstico apuesta por ahora a que el 24 se salve de esa tendencia y los sitios de clima prevén más lluvias. A menos que el buen tiempo venga como regalo, habrá que armar la mesa bajo techo o prever una eventual mudanza.

   El solsticio de diciembre, comienzo de la nueva estación astronómica, se producirá hoy a las 17.48 (hora de Greenwich), por lo que en la Argentina el cambio se registrará tres horas antes. En esta fecha se dan, a la vez, el día más largo y el más corto del año, uno en el Hemisferio Sur y el otro en el Norte, marcando respectivamente el inicio del verano y del invierno.

No más que lo normal. El comienzo del verano por estas latitudes augura como siempre calor. Pero al menos esta vez no se espera, como sí ocurrió durante los últimos años, que las temperaturas se ubiquen por encima de los valores normales.

   ¿Qué es lo normal para Rosario en esta época? Para todo el trimestre, temperaturas medias que oscilan entre 23 y 25 grados. En cuanto a las máximas promedio, enero registra 31,2 grados y febrero 29,2.

   Y como ya se perfiló en diciembre, las lluvias para los próximos dos meses prometen ser más abundantes. Hasta febrero, el Servicio Meteorológico prevé que oscilen entre normales y por arriba de lo normal. En Rosario la estadística registra promedios de 93,3 milímetros en diciembre, 98,3 en enero y 124,1 en febrero.

   Ante este panorama, los que aman el verano deberán disfrutar de sus bondades cuando se pueda. Así parecieron pensarlo ayer los 1.400 rosarinos que, después de un sábado pasado por agua en el que cayeron 110 milímetros de lluvia y una mañana de domingo nublada, por la tarde decidieron apostar por el sol: llenaron el balneario La Florida y las piletas del parque Alem.

   En lo que hace a la Nochebuena y Navidad, los pronósticos no son halagüeños. Para Freemeteo habrá chubascos el 24, aunque a la noche podría no llover. Con menos precisión horaria, el Canal del Tiempo también prevé tormentas dispersas y el Servicio Meteorológico pronostica tormentas aisladas desde la noche del 23, con tiempo inestable y nuevas tormentas a lo largo del 24. El Wind Gurú es más drástico: anuncia lluvias desde el miércoles hasta el sábado.l

Comentá la nota