Litio, nuevo imán de inversiones para automotrices y mineras

Además de Toyota y la autopartista Magna, hay 30 empresas interesadas.
El litio, un componente básico para las baterías de celulares y computadoras, destinado a jugar un papel importante en la industria automotriz en los próximos años, se está convirtiendo en un mineral cada vez más atractivo para los grandes inversores.

Este metal, del que la Argentina es tercer productor mundial, con exportaciones que superan los 300 millones de pesos, no sólo es un imán para las empresas mineras. También las autopartistas y automotrices se están lanzando, en el mercado local, a participar en proyectos de exploración para poder utilizarlo.

La japonesa Toyota, por ejemplo, acaba de formar una sociedad con la minera australiana Orocobre para extraer litio en el Salar de Olaroz, en Jujuy. Inicialmente, desembolsarán US$ 4,5 millones para estudios de factibilidad que, de ser exitosos, implicarán una inversión de unos US$ 100 millones, de según confirmó el presidente de la minera, James Calaway. El ejectivio espera que la mina empiece su producción comercial en 2012.

Sucede que los autos híbridos que se producen en la actualidad, con motores a nafta y eléctricos -como el Prius de Toyota y el Insight de Honda-, usan baterías híbridas de níquel-metal. Este tipo de baterías son mejores para las recargas y descargas constantes que tienen lugar en los motores híbridos, pero no guardan tanta energía como lo hacen las de ion de litio, aseguran los expertos.

Además de Toyota, ayer, en una reunión con Alejandro Mayoral, titular de la Secretaría de Minería, el gerente general de la minera norteamericana Li3, Luis Saenz, anunció que la firma está en proceso exploratorio del mineral en Salta y Jujuy. La inversión será de $ 20 millones en la primera etapa y luego el desembolso sumaría otros $ 400 millones para la etapa de construcción. Según la secretaría, "hay unas 30 empresas interesadas en el litio que hay en la Puna".

"El lunes precisamente viaja una delegación argentina de empresarios del sector a China para participar de un seminario de negocios con analistas de inversión", comentó un vocero oficial.

Recientemente, la autopartista de capitales austríacos y canadienses Magna compró una participación en la compañía Lithium Americas, que opera al norte del país extrayendo el mineral destinado a la producción de baterías. Con la operación, que demandó US$ 7 millones, Magna se asegura -como Toyota- el abastecimiento de un insumo clave.

La Argentina vendió en 2009 6.000 toneladas de litio a Estados Unidos, Inglaterra, Alemania, China, Rusia, Japón y Holanda.

Comentá la nota