Las listas "ausentes" del radicalismo quieren "impugnar" su derrota

Las listas "ausentes" en las elecciones internas del radicalismo que se llevaron a cabo el domingo brindaron una conferencia de prensa ayer, donde volvieron a insistir en la impugnación de los comicios donde cayeron derrotados por más de setecientos votos.

Durante la rueda de prensa, que se llevó a cabo en el Hotel Los Sauces, los candidatos aseguraron que no consideran "válido" el acto y luego remataron el encuentro diciendo: "Trabajaremos para que el próximo intendente de Villa Carlos Paz sea radical".

En medio de contradicciones evidentes y todavía golpeados por el duro revés que recibieron, los candidatos Alberto del Cura, Roberto Giménez y Héctor Dutto se reunieron y, esta vez, sí se presentaron a la cita convenida. Fue para hacer una "tibia" explicación del pedido de impugnación de las elecciones internas y para intentar justificar su inexplicable "faltazo", que dejo "sin palabras" a los afiliados a la UCR.

Respaldados por el presidente del Concejo de Representantes, Esteban Avilés y por el concejal Daniel Velázquez, los grandes derrotados en los comicios ensayaron un discurso que más bien sonó a lamento. Apuntaron que no fueron comunicados de la celebración de la votación y afirmaron que se impugnaría el acto electoral, mientras que mostraron a los periodistas presentes el documento que habían elevado al Comité Provincia (desde donde el viernes pasado se había convocado a que los afiliados asistan a los diferentes circuitos para sufragar).

El primero en hacer uso de la palabra fue Giménez, del llamado "Grupo Hipólito", quien dijo "esto es siempre lo mismo", por eso "nosotros no firmamos nada y queremos decir que este acto resultó una auténtica falta de respeto al afiliado radical".

Lo siguió el inclasificable Del Cura, quien sostuvo: "No nos avisaron nada. Fue algo que se resolvió entre gallos y medianoche. Nosotros siempre estuvimos abiertos al consenso para tener un radicalismo unido, alimentando de esta forma los trascendidos que indicaban que había "bajado" la lista porque no había podido llegar a un acuerdo con el oficialismo; que alcanzó a ofrecerle cinco secretarios.

Finalmente, el delfín del concejal Velázquez sentenció: "Este es un ejemplo más del pseudo-manejo del partido. Hemos recibido montones de adhesiones de gente que se manifestó en contra de esta elección". Y culminó: "Queremos trabajar para que en el 2011 nuestro próximo intendente sea radical. También vamos a trabajar para que en la provincia haya un gobierno radical".

Comentá la nota