La lista de Giacomino espera definiciones del PJ

Crecen los ruidos en el espacio kirchnerista que rodea al intendente Daniel Giacomino, y por estas horas cunde la indefinición sobre el futuro de la lista de Convergencia, la corriente que sostiene políticamente la gestión del jefe comunal.

Un primer dato de la incertidumbre lo dio la suspensión, resuelta el martes, del plenario provincial de Convergencia, que iba a realizarse este sábado en Río Ceballos con el objetivo de discutir el perfil de la lista y el nivel de compromiso que adoptaría Giacomino. «Está muy volátil el escenario», fue el argumento que dieron tres dirigentes de primera línea del sector.

Otro dato no menor es la renuncia del diputado Francisco Delich a su nunca lanzada candidatura a senador por la lista del intendente, que sus hombres más cercanos explican como una forma de «evitar el manoseo» producto de las dilaciones.

Hay dos variables que atraviesan la duda del giaco-kirchnerismo, una importada y otra propia.

En primer lugar, en Convergencia miran sin disimulo cómo se resuelve la interna del Partido Justicialista: si finalmente el gobernador Juan Schiaretti acepta abrir candidaturas para dirigentes kirchneristas, o si la lista deja afuera a todo lo que tenga temperatura pingüina.

«Si no entran kirchneristas en la lista de Schiaretti, cabe la posibilidad de que Néstor Kirchner le arme una lista integrada por peronistas K», interpretó un funcionario de Convergencia. En ese caso, los giacoministas (con excepción del grupo radical Bicentenario) no descartan apoyar y compartir esa vertiente. Y no habría lista de Convergencia y posiblemente el jefe comunal seguiría de lejos la campaña.

«Pero si Schiaretti acuerda con Kirchner y hay dirigentes K en su lista, entonces la nuestra vuelve a ser la cuarta lista», continúo el razonamiento.

Con respecto a esa indefinición, la dirigencia que apoya a Giaocomino admite que no tiene ninguna posibilidad de intervenir, y sólo le queda esperar.

En cuanto a la variable interna, sigue sin resolverse la tensión «candidatos de la gestión-candidatos de la Nación», donde el primer término estaría representadopor el secretario de Desarrollo Social, Horacio Viqueira, y el ahora dimitente Delich. La variante nacional la encabeza la diputada Patricia Vaca Narvaja, quien contaría con el apoyo del presidente del PJ pero la resistencia del propio Daniel Giacomino.

Como si tantas variables no alcanzaran, los radicales de Bicentenario (Delich y el secretario de Participación Ciudadana, Guillermo Luque) miran de reojo la evolución del no acuerdo Juez-UCR y observan que aún es posible que se concrete. En ese caso, esperan absorber, con una eventual lista local y no K, los votos radicales que no acepten votar a Juez.

Comentá la nota