La lista Celeste dio el batacazo y conducirá los destinos del SOYEM.

"Olé, olé,…. olé olé olá a la Bedini no la vemos nunca más". Así cantaron ayer, tras conocer los festejos, todos los participantes y seguidores de la lista Celeste que estaba eufóricos por la victoria en las urnas.
Con el 54 por ciento de los votos a favor, la lista celeste que impulsó a Miguel Ojeda como secretario general del Sindicato se impuso a la histórica lista ganadora, la blanca, que desde el regreso de la democracia condujo los destinos del sindicato y que buscaba el tercer mandato de Graciela Bedini.

La elección tuvo una masiva concurrencia y la mayoría eligió el cambio.

La felicidad no tenía fin ayer por la tarde para los celestes.

Hubo mucha tensión y hasta acarreo de gente durante la jornada de ayer. Ambas listas estuvieron expectantes en la sede del gremio en la calle Gallardo. Sin embargo, cerca de las 16 horas comenzaron los abrazos, bocinas y la noticia que da como ganadores a los opositores. De allí salió una caravana de autos que fue a festejar al Centro Cívico y luego terminaron todos juntos en la sede del club Nueve de Julio.

Allí, cánticos, saltos, más abrazos y todo el apoyo de una gran cantidad de gente que no paraba de cantar. "Borombombom, borombombom está es la lista del Cabezón", era otra de las canciones que hacían mención a Miguel Ojeda, el secretario general del SOYEM electo en el día de ayer. Aunque habrá que esperar hasta octubre para que asuman las nuevas autoridades.

Los municipales votaron desde las 8 hasta las 14.30.

La lista Celeste ganó porque planteó legalizar el cuerpo de delegados, defender los derechos de todos los trabajadores sin distinciones ni privilegios, devolver en beneficios los aportes de la obra social, asesoramiento legal gratuito para el afiliado, capacitaciones, compras comunitarias de mercadería para asistir a los afiliados, recorrer todas las áreas en busca de opiniones y necesidades y evaluar los concursos por capacidad e idoneidad.

Además, señalaron que cada Secretario se dedicará a atender a los afiliados y no tendrá ningún cargo ni jefatura, que buscan asistir al trabajador y a su núcleo familiar, dar prioridad al afiliado en el uso del quincho y del gimnasio, definir los pedidos de aumentos salariales mediante Asamblea y reactivar los cursos de alfabetización y capacitación del compañero municipal con el propósito de jerarquizarlo en lo laboral y en lo sindical.

Comentá la nota