La línea 511 dejó a usuarios a pie en los barrios del sur

Intervino el municipio y por la tarde se solucionó el problema. Promesa de mejorar el estado de las calles.

Tras una denuncia de vecinos de varios barrios del sur de la ciudad, la Municipalidad intimó ayer a la empresa de micros Peralta Ramos a reestablecer el servicio de la línea 511 que había interrumpido unilateralmente durante las primeras horas del día. En la empresa argumentaron que decidieron no ingresar los colectivos por las calles de la zona a causa del mal estado de conservación de las mismas, por lo que dejaban o levantaban pasajeros en la ruta.

El secretario de Gobierno Ariel Ciano explicó a LA CAPITAL que luego de tomar conocimiento del reclamo efectuado por los habitantes de Alfar, Playa Serena, San Carlos, San Patricio, Mar y Sol y San Jacinto, se comunicó con los responsables de la empresa para solicitarles que volvieran a prestar el servicio con normalidad.

"Hubo una reunión en la que acordamos que el 511 retomará su recorrido habitual y que las máquinas de Vialidad comenzarán a trabajar para mejorar el estado de las calles", señaló el funcionario. La decisión de la compañía de suspender el servicio en estos barrios se habría tomado sin previo aviso en las primeras horas de ayer, lo que provocó la inmediata reacción de los vecinos de los barrios del sur, ubicados a la vera de la Ruta 11. Bien temprano comenzaron a llegar quejas a la Municipalidad y a las emisoras radiales de la ciudad, lo que llevó a Ciano a reunirse con los responsables de la Peralta Ramos para solicitarles que revisaran su posición.

Durante varias horas hubo muchos usuarios que se vieron perjudicados, entre ellos los alumnos y docentes de la Escuela Primaria Básica (EPB) Nº 80, ubicada en Alfar.

La directora del establecimiento le aseguró a la prensa que muchos chicos llegaron a clases "congelados y asustados" porque los colectivos en los que viajaban no ingresaron al barrio, dejándolos "desamparados" en medio de la ruta. Ciano aseguró que el tema se resolvió "recurriendo al diálogo" y luego de que él mismo se comprometiera a gestionar la mejora de las calles por las que circulan los micros. "Es cierto que el estado de conservación de algunas arterias no es óptimo, pero no se puede dejar a la gente sin transporte", señaló.

Asimismo aseguró que ya se tomó la decisión de enviar a la zona a las máquinas de Vialidad, para que comiencen trabajar en las próximas horas.

Comentá la nota