Licitan obras por 240 millones de pesos

Buscan rehabilitar otras tres rutas provinciales y dos accesos.
Durante el primer trimestre de 2009 el gobierno entrerriano encarará la repavimentación y ensanche de las rutas provinciales Nº 26 entre Nogoyá y Victoria, la Nº 16 entre Gualeguay, Larroque y Gualeguaychú, y la Nº 6 entre Paso de la Laguna y Arroyo Altamirano, en el departamento Villaguay. También se van a reconstruir totalmente los accesos a Villa Urquiza y Hernandarias.

La inversión suma unos 240 millones de pesos y las licitaciones comienzan la semana entrante.

“Muchos no creían cuando yo decía a principio de año que estábamos frente al programa vial más importante de la historia de Entre Ríos, pero objetivamente es así”, expresó el gobernador Sergio Urribarri al confirmar públicamente la realización estas cinco obras viales de gran importancia para la provincia y las comunidades involucradas.

“Accesibilidad, seguridad y generación de trabajo son las premisas que se cumplen cuando se hacen estas obras que dejan a la provincia en condiciones de infraestructura vial inmejorable. En particular la ruta entre Nogoyá y Victoria completa un corredor con la ruta 39 y el complejo vial Rosario-Victoria de una importancia estratégica notable para la producción entrerriana”, sostuvo el mandatario. El financiamiento de estas obras, que demandarán una inversión de más de 240 millones de pesos y está comprometido en un convenio firmado con el administrador general de Vialidad Nacional, Nelson Periotti, prevé el llamado y adjudicación de los trabajos entre noviembre 2008 y febrero 2009. De esta manera se completa el plan de infraestructura vial previsto en el acta de reparación histórica que el gobernador Sergio Urribarri firmó hace unos meses con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

En este marco, el titular de la Dirección Provincial de Vialidad, Jorge Rodríguez, aclaró que el financiamiento acordado con el organismo nacional está comprometido, al tiempo que destacó que la dinámica del estos trabajos apunta no sólo a la reconstrucción de la trama vial entrerriana, sino también a generar mayores fuentes de trabajo y desarrollo económico.

Comentá la nota