Levigna sostuvo que el justicialismo "falla en la construcción política local".

Luego de la celebración de los comicios, Javier Levigna, quien no participó en ninguna lista justicialista, realizó un balance de lo que dejó la elección y aseguró que tienen dos años por delante para trabajar en serio.
"Estamos ante un fenómeno político y de gestión importante, pensé que iba a ser una elección mas reñida, sobre todo teniendo en cuenta los antecedentes de Néstor Auza en su paso por la universidad".

En cuanto a la interna justicialista, que provocó alzas y bajas, el militante se mostró desinteresado en este tipo disputas, y dijo que actualmente hay un presidente en el PJ local con vocación de unir.

Asimismo expresó que es muy temprano para hablar de "muertos políticos y derrotados", y recordó en este sentido que hubo candidatos que sacaron en su momento muy pocos votos, como el caso de Zanatelli y Lunghi, y sin embrago ambos mandatarios aparecen hoy como "candidatos invencibles".

En tono de autocrítica, manifestó "el justicialismo falla en la construcción política local, siempre estamos diciendo yo estoy con tal o cual; este es el gran secreto de Lunghi, gestionar y construir a nivel comunal".

Por último afirmó "perder una elección no es la muerte de nadie, tendremos que sentarnos en serio y presentar una alternativa que contenga un proyecto local, después la gente decidirá si quiere intendente radical, tenemos dos años para trabajar".

Comentá la nota