Se levantó el bloqueo camionero

Después de casi 12 horas de negociaciones (con un prolongado intervalo de cinco horas de evaluación empresarial), sólo anteanoche se firmó un acta acuerdo entre el sindicato de camioneros, con la presencia de Hugo Moyano, y la compañía Esso, que tenía bloqueados desde hacía dos días sus puertos de transporte de combustible en cuatro ciudades del país.
La queja sindical apuntó a la supuesta "tercerización" efectuada por Esso respecto de su transporte y que habría provocado que unos 300 choferes quedaran fuera del convenio colectivo firmado por el sindicato. En los hechos no ganaban lo que acordaba el gremio.

El sindicato pidió una "compensación" por el año que duró esta situación.

De esta manera, Esso acordó entregar "los listados de las empresas que ingresan a las terminales" de la compañía, y ésta reconocerá un pago de $ 5000 por cada uno de los 300 trabajadores que se detectaron con irregularidades.

El acuerdo firmado en el Ministerio de Trabajo de la provincia de Buenos Aires terminó con un compromiso: en 15 días volverán a reunirse para comprobar que se efectivicen las medidas.

El titular del área, Oscar Cuartango, expresó a LA NACION "la confianza en que se respete lo firmado", dijo. "Fue una larga negociación y nadie quiere que todo quede en la nada", agregó el funcionario.

Por las dudas, el dirigente del consejo directivo de los camioneros y representante de la Rama Combustible, José Lobrutto, enfatizó: "Si los empresarios no cumplen con lo que se acordó, volverán los bloqueos".

Los paros de choferes en Campana, Bahía Blanca, en Caleta Punta, de Santa Cruz, y en San Lorenzo, Santa Fe, amenazaron con el desabastecimiento de combustible antes del período festivo.

Comentá la nota