Levantan el paro parcial de ómnibus y habrá patrullaje

Con la promesa de reforzar la seguridad del transporte urbano de pasajeros con un operativo especial que arrancaba anoche, las líneas de la empresa La Mixta levantaron el paro que habían realizado desde el domingo hasta la tarde de ayer.

Así, las líneas 126, 127, 112, 115, 131 y 132 volvieron a circular con normalidad. El conflicto se destrabó luego de una extensa reunión en la sede del Ente del Transporte de Rosario (ETR) a la cual acudieron funcionarios municipales, policiales y dirigentes de la Unión Tranviarios Automotor (UTA).

El ataque sufrido el domingo por un chofer de la línea 127 provocó el reclamo inmediato de sus compañeros. A Juan Vélez (42) le cortaron un tendón del pulgar al asaltarlo en la punta de línea de Crespo y Bustamante (ver aparte).

Reunión. La medida de fuerza provocó la reacción de las autoridades que convocaron de urgencia a una reunión en el ETR. Del cónclave participaron la directora del ente, Mónica Alvarado; el titular de Servicios Públicos, Gustavo Leone; directivos de La Mixta, la plana mayor de la Unidad Regional II y el secretario general de UTA, Manuel Cornejo.

Recién pasadas las 13.30 el secretario adjunto de la UTA, Sergio Copello, mostró la conformidad del gremio con el operativo que ya desde anoche se implementa en el transporte urbano de pasajeros. "Analizamos la propuesta y es satisfactoria. Estamos expectantes porque en seguridad se va analizando día a día", indicó.

En concreto, habrá mayores controles policiales, que se van a unificar con los puestos de corredores seguros diseñados para los taxistas. El compromiso entre UTA, el ETR y la policía es monitorear el operativo especial, específicamente los fines de semana.

Más control. A su turno, el jefe de la División Operaciones de la URII, Jorge Acosta, brindó detalles del accionar policial. "Se va a trabajar con el aspecto preventivo con incremento en el servicio en el recorrido de los colectivos como en las puntas de línea, con la idea de abarcar todo el transporte en toda la ciudad con patrullaje y en forma sostenida", resumió.

Los anuncios trajeron alivio al clima nervioso que había planteado antes Cornejo. "Hay bronca entre los muchachos. Están muy calientes, como el resto de la gente, por la inseguridad. La posibilidad del paro está ahí", había anticipado.

Pantalones. El titular de UTA fue duro contra "los políticos que se deberían poner los pantalones", cargó contra la Justicia "que no funciona" y dijo que la seguridad "es una joda".

Cornejo fue contemplativo contra la policía porque "no puede reforzar nada. Incluso los han boxeado arriba de los colectivos y no pueden actuar, pero esto lo saben los mutantes (sic) y los cacos, que mientras tengan impunidad van a seguir robando y matando".

Por su parte el Colegio de Abogados exigió la investigación del ataque a Vélez y seguridades para el transporte.

Comentá la nota