La Legislatura y el Concejo también se mueven al ritmo de la campaña

La Legislatura provincial tendrá hoy la última sesión ordinaria antes de las elecciones legislativas del domingo próximo y, según la información que trascendió, será una sesión típica de campaña electoral.

Es que el oficialismo, y probablemente también la mayoría de los bloques opositores, convertirán en ley dos proyectos para expropiar dos terrenos y edificar en ellos viviendas sociales para sus actuales ocupantes.

Según informaron fuentes legislativas, los lotes que serán declarados de utilidad pública y sujetos a expropiación están ubicados en los barrios Los Boulevares y Villa Renault (en la zona de barrio Santa Isabel).

Las gradas del recinto de la Unicameral estarán repletas de vecinos beneficiados por la medida, quienes –se descuenta– aplaudirán gustosos las aprobaciones y los discursos previos de los parlamentarios.

Ayer, también por culpa de la campaña, se suspendieron casi todas las reuniones de las comisiones legislativas, inclusive la de Asuntos Institucionales que trata los pedidos de sanciones para los legisladores Miguel Ortiz Pellegrini y Domingo Carbonetti, acusados de infringir la Constitución provincial y una ley provincial.

Dos sesiones bien juntitas. En tanto, el Concejo Deliberante de Córdoba también se moverá al ritmo de la campaña, pero no ya sesionando con criterio proselitista en los días previos a los comicios, sino más bien reprogramando su tarea habitual.

Institucionalmente, el cuerpo resolvió que la sesión ordinaria prevista para mañana a las 12, sea postergada para la semana que viene, en respuesta a un pedido puntual que en ese sentido formularon los bloques del Frente Cívico (oficialismo), del Movimiento de Acción Vecinal y el PJ. NO se plegó a la solicitud el bloque de la UCR, cuyo presidente, Ramón Mestre, está de licencia justamente por ser candidato a senador nacional.

Planteada esa inquietud, el titular natural del cuerpo, el viceintendente Carlos Vicente dispuso que la próxima semana se concreten dos sesiones: la habitual, el jueves 2, a las 10, mientras que el martes a las 12 tendrá lugar la correspondiente a mañana, que se posterga. Se descuenta que esas dos sesiones ofrecerán escenario de sobra para la comidilla poselectoral.

Vicente tomó esa determinación conforme atribuciones contempladas en el Reglamento Interno del Concejo.

"De ninguna manera vamos estamos dejando las bancas para hacer campaña. La actividad es normal, sólo que pateamos la sesión una semana precisamente para que no se mezcle el debate legislativo con la campaña", señaló Graciela Villata, jefa del bloque del Frente Cívico.

Fijadas en esos términos las próximas reuniones del pleno del cuerpo, durante estos días el trabajo en comisión siguió con el tratamiento de los temas de agenda. Ayer, por caso, hubo reuniones de las comisiones de Servicios Públicos y también de Legislación General.

Entre otros temas, se fijó preferencia para tratar la complicada situación de la empresa Cive, tema en el que el juecismo debería conseguir los dos tercios de votos para poder imponer su postura en favor de una intervención del municipio en esa cuestión, algo a lo que Giacomino se niega.

También se analizaron dos pedidos de informes referidos a la situación del Parque General San martín, para lo cual se intentaría convocar al Concejo a los secretarios del Ejecutivo Daniel Rey (Desarrollo Urbano) y Fernando Cámara (Medio Ambiente).

Comentá la nota