Legisladores visitaron a azucareros en la fábrica

Legisladores provinciales concurrieron ayer a tomar contacto con los trabajadores del Ingenio La Esperanza, quienes mantenían ocupado ayer de forma pacífica el establecimiento a la espera de una audiencia con el gobernador Walter Basilio Barrionuevo.
El primer mandatario provincial por gestiones de la comisión de seguimiento legislativo al proceso de quiebra, los iba recibir anoche en Casa de Gobierno para lo cual arribó una delegación de esos trabajadores nucleados en los autoconvocados, comisión de lucha y obreros en marcha.

Los diputados Alberto Bernis, Vicente Condorí y Jorge Rizotti se apersonaron en horas de la mañana de ayer en la fábrica, la cual permanece tomada pacíficamente por los azucareros a la espera de respuestas concretas para el financiamiento de la interzafra, el desplazamiento de los síndicos y la integración de un consejo colegiado que administre los recursos que eventualmente arriben desde el Banco de la Nación de la Argentina.

Allí los legisladores radicales anticiparon la posibilidad de la entrevista con el gobernador Barrionuevo de manera que escuchen información de primera mano y se despejen las incertidumbres que rodean al presente y futuro del ingenio azucarero, que posee una planta de personal de 2.700 empleados y una producción anual de 85 mil toneladas de azúcar.

Reiteraron la postura de que el Ejecutivo Provincial adopte un remedio político a la situación para asegurar la continuidad operativa del ingenio y la mantención de las fuentes de trabajo, cuya incidencia económica tiene gravitación importante en todo el departamento San Pedro.

Los trabajadores siguen con una olla popular al frente del establecimiento fabril, mientras que en la ruta hubo un intento de dirigentes y simpatizantes del Sindicato de cortar la ruta. Fueron los mismos sindicalistas quienes dieron la versión de que habría el financiamiento esperado para la interzafra.

En horas de la noche, los diputados de la comisión de seguimiento y los jefes de bloque de las dos principales bancadas (PJ y UCR), mantenían una reunión previa con el gobernador Walter Barrionuevo en el edificio gubernamental.

Allí se iba unificar el discurso a partir de las novedades que acerque el primer mandatario con el propósito de llevar un paliativo que descomprima el descontento social existente en la localidad de La Esperanza y en la ciudad de San Pedro. Según firmes trascendidos, será una conducción colegiada la que administre esos recursos y se buscará el mecanismo jurídico adecuado. Con esto se confirmaría el desplazamiento de los síndicos, aunque ello dependerá de la jueza que entiende el proceso de quiebra.

Comentá la nota