Legisladores oficialistas avalan que se encare otra modificación

Los peronistas quieren que el nuevo cambio se concrete en 2010.
Los miembros del oficialismo legislativo defienden la decisión del gobernador, José Alperovich, de avanzar con una nueva modificación constitucional.

“Con la reforma de 2006 quedó establecido que Alperovich tiene la posibilidad de un mandato más, pero la cuestión se judicializará. Hay provincias que tienen reelección indefinida o por varios períodos, porque es la gente la que acepta o no una gestión, como ocurrió con el 80% de los tucumanos que respaldaron la propuesta oficialista”, remarcó Regino Amado.

El vicepresidente primero de la Legislatura agregó que la mejor campaña electoral consistirá en seguir trabajando para dar soluciones a los tucumanos.

“Los comicios de convencionales constituyentes no deben ser conjuntos con los de diputados y senadores nacionales, porque se eligen dos cosas distintas: en octubre hay que definir quiénes serán los representantes de la provincia en el Congreso de la Nación, mientras que en una elección de reformadores lo que está en juego es la Carta Magna”, manifestó.

Alteración total

Para el peronista José “Gallito” Gutiérrez, una nueva modificación constitucional será muy saludable para la provincia y para la democracia. “Este proceso va a permitir que el pueblo decida si sus gobernantes están haciendo bien los deberes y los habilita a una nueva reelección. Estoy de acuerdo porque sólo los ciudadanos tienen el derecho de decidir si pueden seguir quienes ocupan cargos”, destacó.

El oficialista consideró que lo ideal es que la futura Convención Constituyente delibere a partir de marzo o de abril de 2010, previas elecciones en febrero o en marzo. Reconoció que la motivación central del cambio constitucional radica en los fallos adversos de la Justicia respecto de institutos de la Carta Magna de 2006.

“Por eso, es conveniente que el llamado a la reforma sea total, para que no haya ninguna objeción y para que sea el pueblo el que decida qué modelo de provincia quiere. Descarto totalmente que exista la posibilidad de una intervención al Poder Judicial: al pedir una nueva reforma dejamos en evidencia que no está en la cabeza de nadie acompañar un hecho de esta naturaleza”, concluyó.

Comentá la nota