Ex legisladores y magistrados, los más deficitarios de la Caja

Cada jubilado de estos sectores le "cuesta" al Estado provincial entre $ 3.400 y $ 5.700 por mes.

En el marco de la pelea salarial con los gremios estatales, días atrás el gobernador Juan Schiaretti sugirió que los empleados de la Empresa Provincial de Energía (Epec) y del Banco de Córdoba deberían realizar mayores aportes previsionales para financiar el déficit que generaban los jubilados y pensionados de ambas empresa estatales. Pero a juzgar por lo que dicen los números de la Caja de Jubilaciones, quienes primero deberían ver de qué manera compensar el enorme costo fiscal que generan sus pasivos son los ex legisladores, funcionarios y magistrados del Poder Judicial de Córdoba.

Según el último Informe Financiero difundido por la Secretaría de Previsión Social, cada uno de los ex legisladores y funcionarios provinciales le genera un déficit mensual 5.740 pesos al organismo previsional cordobés. Ello quiere decir que además del aporte que hacen los legisladores y funcionarios del Poder Ejecutivo en actividad, la Anses y el Tesoro provincial deben poner dicha cifra todos los meses para pagar los haberes a esos pasivos. En total, suman 1.058 jubilados y pensionados que cobran, en promedio, haberes de 7.400 pesos.

Los que siguen en la lista de los más deficitarios, son los jubilados del Poder Judicial de Córdoba. Efectivamente, cada ex magistrado provincial le "cuesta" unos 3.455 pesos a las arcas provinciales y nacionales. Se trata de los 1.263 pasivos con los haberes más altos de todo el sistema previsional cordobés: 10.300 pesos en promedio, aunque hay ex magistrados que perciben cada mes más de 22 mil pesos.

Este desfasaje entre lo que aporta cada sector y lo que gasta en haberes para sus pasivos, se explica por la enorme cantidad de legisladores, funcionarios y magistrados que se jubilaron a través de la Caja provincial habiendo aportado muy poco tiempo como tales, posibilidad abierta con la anterior legislación previsional. Por ello, el número de jubilados supera ahora con creces a la cantidad de activos.

Municipales superavitarios. La contracara de los jubilados más deficitarios de la Caja provincial, son los pasivos de los municipios y comunas del interior. De hecho, estos jubilados y pensionados son superavitarios para la Caja: vale decir, sus trabajadores activos aportan más de lo que el organismo previsional gasta en pagar los haberes de sus pasivos.

En total suman 8.269 jubilados y pensionados con los haberes más bajos de todo el sistema: 1.600 pesos por mes. De esa manera, cada uno de estos pasivos "genera" un superávit de 595 pesos mensuales a favor de la Caja.

Distinta es la situación en la Municipalidad de Córdoba, donde cada uno de sus 4.922 jubilados contribuye con un déficit de 1.109 pesos mensuales.

Comentá la nota