Legisladores comienzan a afinar el presupuesto para 2010

El presidente de la comisión de Hacienda afirma que sólo es necesario ajustar algunos detalles en el proyecto remitido por el Ejecutivo.
La comisión de Hacienda de la Legislatura mantendrá, entre hoy y mañana, su primera reunión para evaluar el proyecto de presupuesto correspondiente a 2010. El cuerpo, que preside el legislador peronista José Alberto Cúneo Vergés, tiene previsto realizar un trabajo contra reloj para tener disponible la versión final de la iniciativa hasta el martes como máximo, con el fin de poder presentarla a la bancada Tucumán Crece y, con el visto bueno del alperovichismo, convocar a la última sesión el jueves 18.

En realidad, el proyecto remitido por el Poder Ejecutivo ya fue estudiado por los profesionales y técnicos de la comisión, y será Cúneo Vergés quien presente las conclusiones a los otros legisladores. Se espera un tránsito pacífico por esta instancia, ya que los siete integrantes son oficialistas: Regino Amado, Beatriz Avila, Elena Alfaro, María Alejandra Cejas, Manuel Fernández, Adriana Najar de Morghenstein y el propio Cúneo Vergés. Por ello, la mayor expectativa está centrada en la reunión de bloque.

"Aceleramos el trabajo y la comisión se reunirá para poner a sus miembros al tanto sobre las novedades que vamos detectando y para tener algunas charlas con funcionarios del Poder Ejecutivo. Primero discutimos las dudas con la primera o segunda línea del Ministerio de Economía, pero cuando existe algún tema que justifique un encuentro con el ministro Jorge Jiménez, lo hacemos porque tenemos las puertas abiertas", afirmó el titular de la comisión de Hacienda.

Cúneo Vergés aclaró que las diferencias no versan sobre los montos de las partidas ni respecto de las cifras finales. "Más que números, hay que ajustar algunos conceptos respecto del presupuesto de este año y hay detalles que ameritan algunas aclaraciones. Nada significativo", dijo.

El legislador admitió que las tres emergencias cuya prórroga se impulsa hasta 2011 (las económica y financiera de la Provincia y de los municipios y comunas rurales, así como la hídrica y social) están todavía pendientes de tratamiento por parte de la comisión. "Tienen que pasar por nuestro estudio, pero (los proyectos) no llegaron todavía", afirmó.

Desaceleración

El justicialista reconoció la desaceleración del crecimiento en las arcas estatales prevista para 2011 y 2012, y vinculó el hecho con la evolución de la economía general y con una menor presión inflacionaria, lo que incide en las cifras nominales (no en las reales, a moneda constante). Reivindicó que el PE remita presupuestos plurianuales, mecanismo al que consideró como un paso intermedio hasta la implementación del presupuesto por programa, opción que permite un mayor control sobre los gastos, así como el acceso a una información completa y precisa sobre la ejecución de las partidas.

"Si se analiza el PBI de Tucumán, el mayor crecimiento en los últimos años se registró en el sector público. Hasta 2003, hubo una contención forzosa de la demanda por un ordenamiento mínimo de las cuentas del Estado, que nos permitió cerrar el ejercicio de ese año con superávit. Luego hubo un desarrollo paulatino y con crecimiento sostenido, porque aumentó de manera importante el ingreso y se elevó el nivel de gastos", explicó.

Ejemplificó que, desde 2003, las partidas asignadas al sistema educativo crecieron el 53%; a la seguridad, el 104%, y al Poder Judicial, el 32%. "Esto implicó más personal, infraestructura y equipamiento. Hoy no podemos hablar de alta calidad en los servicios, pero sí de una reconstrucción cuantitativa de los sistema del Estado. Ahora queda encarar una inversión en el aspecto cualitativo, especialmente en los recursos humanos, y reforzar la capacitación para atender las áreas de trinchera (sic). Salud, educación y seguridad son y seguirán siendo las áreas clave", destacó.

Comentá la nota