La UIA y Ledesma Formularon algunos aportes al proyecto

Comenzando con la ronda de consultas en torno al proyecto de ley de promoción industrial remitido oportunamente por el Poder Ejecutivo Provincial, la comisión de Economía de la Cámara de Diputados recibió la visita de autoridades de la Unión Industrial de Jujuy y de Ledesma.
A principios de julio del presente año, el Ejecutivo remitió el proyecto a la Legislatura con el propósito de crear un régimen que facilite inversiones del sector industrial, para lo cual consideró una serie de beneficios que hagan asequibles la radicación de industrias, lo cual redundaría en la generación de genuinas fuentes de trabajo y un aumento del alicaído nivel que la actividad registra en todo el territorio provincial.

Sucintamente se puede decir que la propuesta oficial comprende, exenciones de todos los impuestos provinciales durante diez años a emprendimientos que desarrollen energía tradicional y alternativa, de software, de procesamiento de productos no elaborados en la provincia y de aquellos que ya se elaboran en Jujuy pero que sean llevados a cabo por nuevas empresas.

También se tiene prioridades para el desarrollo las actividades industriales del sector agrícola, ganadero, energético alternativo renovable y de la construcción. Entre las actividades promovidas en la iniciativa están todas las que impliquen un proceso de conservación, reparación o transformación de materia prima para la obtención de un producto final con valor agregado y que permitan la ampliación de plantas industriales ya existentes.

Se especifica que dicha exención será del ciento por ciento los diez primeros años, luego disminuirá en un 10% anual hasta alcanzar el décimo quinto año y luego ya no habrá exenciones fiscales.

La medida según directivos del sector industrial, es parte de un consenso al que se arribó con el Poder Ejecutivo luego de que se resolviera eliminar las exenciones impositivas al sector, medida que causó disgusto pero igualmente se aceptó por una cuestión de equidad con otros actores económicos. Esto había provocado obviamente, menos competitividad.

El gerente de la UIA, Ernesto Altea, y el administrador de Ledesma, Federico Gatti, fueron parte de la reducida comitiva que visitó a legisladores de la Comisión de Educación, cuya presidencia ejerce el radical Fredy Morales.

Durante la reunión, los empresarios formularon algunos aportes a los fines de enriquecer la redacción del proyecto de ley del Ejecutivo, destacando desde luego la iniciativa surgida del seno gubernamental y remarcando que toda medida que tienda a intensificar las inversiones y la radicación de emprendimientos que generen trabajo, es bienvenido porque los empresarios ‘buscan las mejores condiciones para invertir y de eso se trata la ley que los diputados están estudiando’.

"AMPLIAR LAS CONSULTAS"

Según el diputado Fredy Morales de la UCR, los industriales ‘están discutiendo todo, desde los alcances, las actividades, los años, todo. La verdad que hace falta más consultas, hay otros miembros involucrados que creo, tienen que opinar, por ejemplo las áreas de servicios, entre ellos el transporte u otros servicios, porque seguramente querrán los mismos beneficios’.

Se conoció además que Ledesma, ‘tiene un problema de inversión, porque tienen interés en invertir en Jujuy pero tienen la alternativa de irse a otra provincia.

Ellos tienen 65 millones de dólares para una planta de bioetanol que genera trabajo para alrededor de 200 personas.

Tienen compromiso de entregar bioetanol a las petroleras para junio del año que viene y necesitan ese nivel de promoción’, caso contrario pueden optar por Tucumán, donde ya tienen otras inversiones.

Planteos en resguardo

de recursos de jubilados

La jubilada del sector docente, Jacqueline Campos de Reyna, se pronunció a favor de la receptividad mostrada por autoridades del Ejecutivo y legisladores provinciales ante la propuesta de modificar la Ley 5312/00 en beneficio del sector pasivo.

No obstante ello, advirtió que no permitirá que el tratamiento de dicha iniciativa sea politizado, entendiendo que el debate se debe enriquecer básicamente con el aporte de los jubilados.

Recordó que medidas desacertadas, omisiones e incumplimientos privaron al ex IPPS contar con recursos e invertirlos de acuerdo al mandato de la ley, a los efectos de obtener utilidades en operaciones de capital.

"Sin posibilidad de resarcimiento alguno, se provocó descapitalización, desaparición de la reserva de cobertura dispuesta por la Ley 4042/83, incumplimientos de pago, aplicación de injustos y discriminatorios cronogramas de pago y juicios, representando ello el agotamiento del fondo público de previsión social", lamentó.

Observó además, que "la politización del sistema provocó que, entre 1991 y 1992, se pase abruptamente de un estado económico y financiero de superávit a deficitario, estado causado por la obligatoria jubilación de oficio dispuesta por el gobierno provincial a un gran número de activos, con lo que se rompió materialmente el sistema previsional".

Resaltó, que "a estas gravosas consecuencias se suman los más de 200 millones de pesos que se le adeuda al Instituto de Seguros de Jujuy, en concepto del 6 por ciento de aporte patronal que legalmente corresponde". Consideró oportuno hacer un reconocimiento a Eduardo Fellner y Walter Barrionuevo "que permiten llegar a las más altas autoridades nacionales para solucionar problemas y avanzar en la reforma prestacional y administrativa de la obra social provincial".

Tras aclarar que no es partidaria de colores políticos, "sino de la ética y las ideas", reflexionó: "Un país en serio se construye con hombres de limpia trayectoria y de acción inmediata, de manera que los resultados sean percibidos por la gente en poco tiempo".

Comentá la nota