Laura Fernández Cagnone participó de la segunda Convención Nacional de Autoconvocados.

Laura Fernández Cagnone participó de la segunda Convención Nacional de Autoconvocados.
Laura Fernández Cagnone, productora de nuestra ciudad, participó ayer de la segunda Convención Nacional de Autoconvocados, en la Sociedad Rural de Santa Fe. Indicó que en esa oportunidad asistieron alrededor de 300 personas y, entre las autoridades principales, estuvo Mario Llambías, dirigente de CRA (Confederaciones Rurales de Argentina).
Respecto a los temas tratados, indicó que “el ánimo de los productores está bastante caldeado y exigían empezar el paro a partir del 10 de febrero, teniendo en cuenta que luego viene la época de la cosecha y es más difícil hacer un paro de comercialización”.

“La determinación de la mesa nacional se eleva a la Mesa de Enlace. Lo que se pedía es la eliminación de las retenciones, la apertura de los mercados y una línea de créditos accesibles a largo plazo para paliar la crisis que atraviesa el sector”.

En cuanto a las acciones, Fernández Cagnone indicó que se propuso iniciar un paro de comercialización a partir del 10 de febrero con control de carga. “De todas maneras esto es una determinación de la Mesa Nacional de Autoconvocados, que se elevará a la Mesa Nacional de Enlace. En los próximos días se reunirán las cuatro entidades y tomarán la decisión.

“Considero que será cerca del 20 de febrero que comenzarán con la medida de fuerza”.

- Consideran insuficiente las acciones del gobierno nacional hacia el sector…

- Los decretos del gobierno sólo sirven para confundir a la sociedad, por ejemplo, la publicidad en la televisión respecto a las cartas de porte. Son 12 pesos por camión, ese es el esfuerzo inmenso que hace el gobierno para ayudar al sector.

Además, la ayuda de la Presidenta por la sequía. Primero que se vea lo que se lleva de cada localidad en concepto de retenciones. Con sólo que nos devuelvan las retenciones, que son inconstitucionales, nos arreglamos.

Sólo queremos trabajar, no queremos que nos subsidien ni nada. Que liberen los mercados.

- ¿No es suficiente con que se haya derogado la Resolución 125?

- La Resolución 125 arrancaba en marzo y terminaba en octubre. Este no fue todo el problema del sector agropecuario, ese fue el disparador de la protesta, pero hace años que venimos con la presión de las retenciones, que vienen destruyendo la ganadería y la lechería.

Las cuatro entidades reclamaban pero no hay diálogo, es el único gremio en el país que no puede sentarse en una mesa con el gobierno. Toman medidas unilaterales que no sirven.

- ¿En suma, ustedes piden retenciones cero para trabajar?

- El 35 por ciento del precio que nos sacan de la zona es un disparate, y cuando hablan de un 20 por ciento en el trigo es mentira, porque al estar las exportaciones cerradas como en este momento -y así fue todo el año-, los precios los arreglan entre los exportadores y molineros, así que en realidad el trigo está con un 40 por ciento de retenciones.

Comentá la nota