LANUS 1 - BOCA 2: Es Martín Pescador

En una tarde a puro gol, no podía faltar el gran goleador del fútbol argentino: Martín Palermo clavó el 2-1 con un cabezazo perfecto y el Boca del Coco empieza a levantar vuelo. Cáceres había abierto la cuenta de zurda y Pelletieri había empatado de cabeza.
Gran victoria la de Boca. La del Boca de Basile, la primera oficial del ciclo. Pero precisamente no por lo que jugó el equipo, porque se haya visto la mano del técnico, sino por el resultado en sí. Porque era un partido chivo, claro, Lanús y en el Sur, nada menos. Un rival que venía de ganar dos partidos, uno a River por la Sudamericana y otro por el torneo local, en el arranque.

¿Quién hizo el gol? ¿Y quién iba a ser, si no era Martín? Fue Palermo, en su tercera participación en el partido, el que la clavó. ¿Y cómo? De cabeza, después de un córner de Mouche. A 11' del final, fue con la testa y no fusilando, sino a colocar, a la derecha de un Caranta que se quedó resignado, parado en el arco.

Después de confirmarse a la tardecita que no jugaba otra vez Riquelme (ahora por lesión), el partido había empezado a pedir de Boca, con aquel gol de Cáceres. Pero se lo empató rápido Lanús, de cabeza Pelletieri. Lo que generó la calentura de Basile post partido, después de que Argentinos le metiera en el debut en el torneo dos de arriba. El team, este vez, no tuvo línea de juego en los 90. Ni en el PT ni el en segundo, cuando entraron Rosada y Monzón (tuvo su debut en el ciclo) por los lesionados Battaglia y Morel.

Ojo que Lanús, este Lanús que venía cebado, tampoco fue ninguna maravilla más allá de haberlo superado en algunos tramos del partido. Sobre todo cuando iban 1-1 y arrancaba el segundo tiempo. Hasta que llegó el centro de Mouche y la cabeza de Palermo. Este Loco que venía de una semana difícil por lo que pasó en la práctica del viernes (discutió con barras que lo fueron a apurar) y que en la difícil siempre sale bien parado.

Comentá la nota