Al lado de Alperovich, Dip defendió la iniciativa.

“Era un pedido de los intendentes”, aseguró ayer el intendente de Lules, César “Kelo” Dip (PJ), en relación con el proyecto de ley mediante el cual se prevé que la Provincia devuelva el manejo de los residuos a los municipios y a las comunas rurales.
Según Dip, la principal ventaja es que los intendentes podrán gestionar los fondos para financiar el tratamiento de los residuos sólidos urbanos. De ese modo, el jefe municipal se expresó a favor de la iniciativa que llegará al recinto de la Legislatura. Dip hizo declaraciones ayer, durante una visita del gobernador, José Alperovich, a la ciudad de Lules, donde supervisó las obras para la construcción de un parque industrial.

Hace cuatro años, Lules, Famaillá y Bella Vista conformaron un consorcio que se encargará de la gestión de sus propios desechos. Inclusive, ya cuentan con un predio expropiado -según detalló Dip- con una extensión de casi 20 hectáreas, donde arrojarían las 100 toneladas de basura que por día se generan en esas tres ciudades.

“La Secretaría de Desarrollo Sustentable de la Nación tiene en marcha diversos planes y Tucumán está incluida entre las provincias que podrían formar parte”, adelantó.

El intendente Dip manifestó también que buscarán expandir el consorcio con otros municipios y otras comunas rurales de la zona. “Queríamos tener más injerencia porque es un problema muy importante y grave. Ahora ya tendremos esa responsabilidad”, destacó.

Comentá la nota