El laboratorio municipal fabricará medicamentos para todo el país

Por primera vez, el Ministerio de Salud de la Nación comprará medicamentos al Laboratorio de Especialidades Medicinales de Rosario (LEM) que así pasará de ser un proveedor local de fármacos a abastecer a hospitales y centros de salud de todo el país.
Esto implicará una producción tres veces mayor de corticoides y antimicóticos, los dos productos que comprará la cartera sanitaria nacional por un millón de pesos.

De esta forma, el nuevo Programa Nacional de Producción Pública de Medicamentos —dependiente del Ministerio de Salud de la Nación— intenta apoyar la producción de los laboratorios públicos. Se logra así concretar una política de largo aliento que intenta especializar a cada centro de producción de fármacos del país en la elaboración de determinados productos. La idea es aplicar la sinergia y el trabajo en equipo de los laboratorios.

 Rosario fue elegida por la producción de cremas corticoides que se utilizan para tratar heridas inflamadas o reacciones alérgicas y antimicóticas que combaten los hongos. En febrero, el LEM deberá entregar 320 mil pomos para cubrir un stock mínimo. Y las autoridades del laboratorio esperan que la Nación compre mucho más a lo largo del año.

Mientras tanto, la maquinaria ya se puso en funcionamiento. Los trabajadores del LEM, lejos de pensar en las vacaciones, deberán empeñarse en realizar una producción tres veces mayor a la habitual de estos dos productos.

Habilitación. De los 37 laboratorios públicos que trabajan en el país, sólo 6 cuentan con la habilitación de la Administración Nacional de Medicamentos Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) y uno de ellos es el LEM. De allí que sea uno de los elegidos de la Nación para comprar los fármacos que, a través del programa Remediar, distribuye gratuitamente en los centros sanitarios de todo el país.

   Para los directivos del LEM, esta propuesta supone un fuerte impulso y un reconocimiento. “Es la primera vez que se prioriza la compra de medicamentos a los laboratorios públicos. Antes se hacían licitaciones con los privados”, explicó el director del laboratorio municipal, Sergio Maroevich.

   “Esto no significa que el ministerio deje de comprar a los privados”, aclaró la vicedirectora, María Fernanda Pesado, ya que la producción pública sólo cubre el 10 por ciento de los fármacos que están en el vademécum. Incluso, en algunos casos “los públicos elaboran medicamentos que no producen los privados por diversas razones, entre otras las económicas”, sostuvo.

   El LEM funciona desde el año 1998 y por primera vez recibe este tipo de pedido por parte de la Nación. Hasta el momento elabora 5 cremas que en total suman 240 mil pomos anuales. Esta cifra se elevará a 320 mil en sólo de dos de ellas. A su vez, continuará produciendo gotas y sueros.

   Por esta compra de la Nación, la entidad recibirá un millón de pesos. Maroevich declaró que ese dinero será “utilizado para realizar mejoras en el laboratorio”.

   Marcelo Rujana, gerente administrativo del LEM, explicó que “el Ministerio de Salud dio un paso importante porque ahora la compra de medicamentos no la financian más los organismos internacionales (como el BID), sino que sale del propio presupuesto del gobierno”. Los directivos consideran esta medida como un reaseguro de la partida que les corresponde. l

Comentá la nota