Kirchner recibió a dirigentes del Partido Justicialista local

El presidente del Partido Justicialista nacional, Néstor Kirchner, recibió -el viernes último-, en la Quinta de Olivos, a los dirigentes sancayetanenses de su mismo signo político Miguel Stornini, Sergio Scardapane, Miguel Olano y Carlos Iparraguirre, quienes posteriormente hicieron lo propio con la ministra de Desarrollo Social de la Nación, Alicia Kirchner.
De acuerdo a lo informado por la secretaría de prensa, propaganda y cultura del Partido Justicialista local, Néstor Kirchner estuvo acompañado por el ministro del Interior de la Nación, Florencio Randazzo, habiéndose abordado temas partidarios con vistas a las próximas elecciones del domingo 28 de junio, y cuestiones atinentes a la realidad distrital, provincial y nacional. Finalmente, los dirigentes dialogaron sobre las necesidades de la comunidad, y de las gestiones que está realizando el justicialismo de San Cayetano.

En horas de la tarde, el presidente del PJ local, Sergio Scardapane; el secretario técnico profesional, Carlos Iparraguirre; el congresal provincial Miguel Stornini; y el concejal del Frente para la Victoria, Miguel Olano, fueron recibidos por la ministra Alicia Kirchner, quien se refirió, entre otros temas, a "la posibilidad de hacerle llegar a la población de San Cayetano los numerosos planes sociales que hoy están en marcha y no son brindados para beneficio de la gente".

La ministra se habría comprometido a que, en los próximos días, funcionarios de la cartera a su cargo y de la Secretaría de Deportes de la Nación, que encabeza Claudio Morresi, se trasladen hasta esta ciudad, a efectos de asistir "en forma rápida y directa" a todas las instituciones locales que así lo requieran, brindándoles distintos subsidios y apoyo económico.

Ruptura en el justicialismo

Una media docena de dirigentes del Partido Justicialista de San Cayetano, la mayoría de ellos enrolados en lo que supo conocerse como visciarellismo, habría decidido tomar distancia de la actual conducción partidaria, con lo cual -en la práctica- ha vuelto a producirse la división que hasta un año atrás separó a los seguidores de Tomás Visciarelli y de Miguel Stornini.

Al ya conocido pedido de licencia del vicepresidente Carlos Salerno, hasta después de las elecciones del 28 de junio, ahora se sumarían el secretario general, Gustavo Martínez, y el secretario administrativo y de actas, Martín de la Vega, entre otros integrantes del Consejo de partido.

Si bien algunos de estos dirigentes se mantendrían al margen de la venidera campaña electoral, otros directamente se sumarían al peronismo disidente que encabeza Francisco de Narváez, y que tiene como principal impulsor local al ex intendente Visciarelli. Este sector anunció, el martes último, a través de su referente en la Quinta Sección Electoral, Gastón Guarracino, la segura constitución de una lista de candidatos locales en representación de Unión-PRO.

La reunión del lunes último, en la sede del Partido Justicialista de San Cayetano, fue particularmente tensa, oportunidad en la que algunos afiliados mostraron su disconformidad ante el encuentro que varios de sus máximos exponentes mantuvieron con Néstor Kirchner, al tiempo que se oyeron opiniones encontradas ante la posibilidad de que un extrapartidario encabece la lista de candidatos.

Comentá la nota