Kirchner vs. Clarín: una "morenista" va como directora en Papel Prensa.

La llegada de Beatriz Paglieri al INDEC, en enero de 2007, marcó el inicio de la intervención a fondo de Guillermo Moreno en el organismo. Fue desplazada como gesto de transparencia pedido por Lousteau. Pero ahora fue destinada a Papel Prensa, la empresa mixta que provee papel de diario a "Clarín" y "La Nación", entre otros medios del país. Reemplaza en la silla a Alberto Fernández, a quien el kirchnerismo duro atribuía lazos con Clarín. El contexto de la pelea por el fútbol y la telefonía del Gobierno con el principal grupo de medios de comunicación del país.
El Gobierno dio un paso más en la escalada contra el Grupo Clarín. Colocó en representación del Estado en el directorio de Papel Prensa a Beatriz Paglieri, ícono de la intervención de Guillermo Moreno en el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

La designación no pudo ser más significativa: Paglieri reemplazará en el sillón nada menos que a Alberto Fernández, el ex jefe de Gabinete, a quien el kirchnerismo más concentrado tildaba con el mote de "doble agente" de Clarín en el Gobierno. Fernández había sido colocado en el cargo en Papel Prensa para monitorear el mercado de papel de diario, de forma tal que La Nación y Clarín, los principales accionistas, no perjudicaran la distribución de materia prima a medios de menor monta del interior del país.

Papel Prensa es el principal proveedor de papel para periódicos del país. Es una sociedad mixta que está compuesta por Clarín (principal accionista), seguido por La Nación y el Estado nacional.

Por el Estado, ahora serán directores Paglieri, y Mauricio Mazzón y Juan Drucker fueron confirmados en las sillas que ocupaban desde el año pasado.

Paglieri llegará a Papel Prensa en un contexto en el cual el Gobierno ha acelerado negociaciones para quitarle la exclusividad de la transmisión del fútbol a Torneos y Competencias (TyC), empresa participada por Clarín, a la vez que viene obstaculizando otros negocios al principal grupo empresario de medios del país. Entre ellos, la posibilidad de brindar telefonía por su red de cable a Fibertel/Cablevisión y la propia ley de radiodifusión, que recortará el poderío económico del grupo.

Decir Paglieri es decir Moreno. Había ingresado al INDEC en reemplazo de Graciela Bevacqua, directora del Indice de Precios al Consumidor (IPC), en enero de 2007. Ese paso marcó el inicio de la intervención en los indicadores y su liderazgo por Guillermo Moreno. La separación de Bevacqua fue resistida por empleados del organismo. El dominio del IPC significaba la posibilidad de generar ahorros en el pago de la deuda además de poder incidir en el humor social.

Trayectoria. Con el advenimiento al Ministerio de Economía de Martín Lousteau, en diciembre de 2007, Paglieri fue "desplazada" nominalmente a una dependencia del Ministerio de Economía. Sin embargo, nunca dejó de participar de todas las iniciativas, e incluso de las puntadas finales del índice de precios. De hecho, ya separada del cargo, como se observa en la foto de la página 19, en agosto de 2008, participó con Ana Edwin y Norberto Itzcovich en una presentación ante empresarios acerca de la normalización del IPC. Paradójicamente, ese encuentro fue capitaneado por el entonces jefe de Gabinete, Sergio Massa. En casi un año no se han registrado cambios.

El hecho de que Paglieri participe en el directorio de Papel Prensa podría significar un avance del Gobierno en un proyecto enunciado por titular del Comfer, Gabriel Mariotto, respecto de que el Estado obtenga una participación mayoritaria en la empresa mixta (ver aparte).

Pero al menos indica que las líneas internas dominantes en el Gobierno siguen siendo las que responden al tronco tradicional que lidera Néstor Kirchner y sostiene a Guillermo Moreno.

Tal vez por esta razón, el ministro de Economía, Amado Boudou, firmante del decreto 1045 que formalizó las designaciones junto con el jefe de Gabinete, Aníbal Fernánandez, declaró esta semana que Moreno es parte de su equipo.

En Papel Prensa, Clarín tiene el 37% de las acciones, La Nación el 34,5%, el Estado nacional 27,5% y accionistas individuales, el 1,1 por ciento.

Un gran primer paso

Desde que se sentó en el sillón del principal despacho del Comfer, Gabriel Mariotto no ocultó sus ganas de que haya un mayor poder estatal en Papel Prensa. Hoy el Estado tiene el 27,46% de las acciones clase B, mientras que los diarios Clarín y La Nación se reparten el 29,61% de las acciones clase A y el 42,93% de las clase C.

"El Estado debe tener el 51% de las acciones de Papel Prensa", consideró en abril de 2008, mientras se discutía la letra fina de lo que sería luego la Ley de Servicios Audiovisuales, la norma que pretende reformar la sancionada durante la última dictadura militar.

Entonces confesó lo que decía a puertas cerradas: que había que revisar "su origen, que arranca con Lanusse y se instala con Videla".

"La pluralidad de voces, la diversidad de expresión, debe contar con una política relacionada también con la producción de papel. Los diarios pequeños del interior la están pasando muy mal", cerró Mariotto.

Comentá la nota