Kalinsky pidió que se hagan efectivos los embargos contra vecinos del Área Centro

No hubo acuerdo ayer en la audiencia de conciliación convocada entre el secretario de Planeamiento y Desarrollo Municipal Raúl Kalinsky y miembros de la Comisión de Vecinos del Área Centro, a quienes el funcionario demandó por calumnias e injurias y pidió embargo resarcitorio por $130.000.
Ante la falta de acuerdo para conciliar y después de un intercambio un tanto áspero de conceptos y argumentos entre las partes, el juez a pedido del abogado Reymundo Sosa (h) notificó a los demandados sobre el embargo de sus bienes inmuebles y muebles, decisión que recayó sobre Mirta González, María Elena Jiménez, Susana Gispert, María Teresa Ovando y Jorge Altamirano. Durante la audiencia los vecinos representados por el abogado Pablo Cardozo Cisneros, ratificaron ante el juez Correccional y de Garantías N°3 José María Alvarado Solá que no tuvieron ánimo de calumniar ni injuriar al funcionario, que nada de lo que pudieran haber expresado públicamente o en una presentación efectuada ante el Procurador General constituye ese delito y argumentaron que las presentaciones hechas ante el Procurador y publicadas en medios gráficos están fundamentadas.

Como se sabe la Comisión de Vecinos del Área Centro vino atribuyendo públicamente a Kalinsky responsabilidad directa en el diseño de esquema legal que permitió una importante cantidad de construcciones de edificios de altura en la zona céntrica de la ciudad, a partir de excepciones otorgadas a través de una comisión, denominada CASA (Comisión de Análisis de Situaciones Atípicas). En los hechos, esa comisión y otra de características similares creada en el ámbito del Concejo Deliberante denominada CAT (Comisión de Análisis Técnico) reemplazaron al Código de Edificación Vigente, conformando una suerte de legislación de transición, mientras está en análisis en el Concejo Deliberante un nuevo Código de Planeamiento Urbano y Ambiental. Para los vecinos del Área Centro, esas construcciones, más de cuarenta según la propia Municipalidad informó a la Procuración General a fines de julio de este año, vulneran su calidad de vida, por la imposibilidad práctica de satisfacer más servicios de agua y cloaca en un radio de pocas cuadras, afectando además el valor original de los inmuebles y las condiciones en que proyectaron su residencia en esa zona. Kalinsky planteo a la Justicia sentirse agraviado porque le atribuyeron no tener idoneidad para el cargo. Las partes no pudieron conciliar ayer, los vecinos insistieron en que no hubo ánimo de injuriar y Kalinsky fue enfático en la audiencia al señalar que no estaba dispuesto a tolerar más agravios, que no era posible admitir tanta injuria". El juez resolvió que se hagan efectivos los embargos y notificó allí mismo a los demandados.

Comentá la nota