La Justicia tomó muestras y el Ejecutivo multará a la petrolera

Los allanamientos en Piedras Coloradas continuaron ayer, entretanto el Gobierno sancionará a la empresa por una infracción.
Después de que la Justicia Federal ordenara el martes un allanamiento en la zona petrolera Piedras Coloradas en Tupungato, por supuesta contaminación por parte de la empresa multinacional Oxy SA, ayer Gendarmería continuó con los trabajos. Durante la jornada se tomaron muestras de los materiales encontrados en el lugar para ser analizados.

Mientras se espera el resultado de las pericias ambientales, el Gobierno ayer anunció que la empresa será multada por haber usado un repositorio de residuos que todavía no contaba con la aprobación pertinente.

El secretario de Ambiente, Guillermo Carmona, dijo que la firma cometió una infracción y será sancionada con las multas que prevé la ley. "Una vez aplicada la sanción, estudiaremos si las obras condicen con las especificaciones técnicas que exige la provincia y, en base a ello, se decidirá si se le expide o no una autorización para funcionar", explicó el secretario (ver aparte).

Mientras tanto, ayer se tomaron muestras en el lugar. Según explicó el denunciante, el inspector de cauce César Abel Biritos, de la Inspección de Cauce Arroyo Carrizal dependiente de Irrigación, el martes se habían fijado los sitios a inspeccionar. Allí se encontraron más de 350 contenedores, con aproximadamente 12 mil metros cúbicos de material a tratar, en una extensión de 108 kilómetros cuadrados.

Cabe recordar que Gendarmería cercó la zona ubicada a la altura del kilómetro 50 de la ruta nacional 40 y también se desplazaron a 10 kilómetros al este de ese sitio, en Tupungato.

La denuncia, investigada por la fiscal Gloria André y el juez federal Alfredo Manuel Rodríguez, se debe al hallazgo de este repositorio irregular. Se trata de un sitio en el que se depositan transitoriamente las tierras empetroladas para luego ser tratadas.

"Alrededor de treinta gendarmes cercaron la zona el martes y desempeñaron actividades desde las 8.30 hasta las 23. Lo que se hizo fue fijar los lugares en los que se iba a trabajar. Hoy (por ayer) continúan, ya que se dedicaron a tomar muestras del material encontrado", afirmó Biritos, que aclaró que no pudo ingresar al lugar con su abogado y la empresa, sí.

El denunciante dijo que Gendarmería le sacó su cámara fotográfica y revisó su teléfono celular para verificar que no tuviera imágenes del lugar. "En actas se hizo constar que se tomó esa medida para que las fotografías no llegaran a los medios. De todos modos fue una situación incómoda", enfatizó.

Biritos aseguró que "se encontraron más de 350 contenedores sin tapas en las laderas de los cerros con proximidad a los arroyos aluvionales, cercanos a la zona de El Carrizal. Hay que saber si todos esos materiales son del lugar o se los traía de otra zona que también está siendo explotada".

También se secuestró documentación. Según manifestó el denunciante, buscaban el permiso para generar residuos peligrosos, el certificado ambiental y el libro de contingencia.

Por su parte, la fiscal federal André dijo que, con la toma de muestras, ayer finalizó el allanamiento. "Ahora, los próximos pasos en la causa dependerán de los resultados de las pericias", agregó, aunque señaló que "no han fijado ningún plazo, por el momento".

La respuesta de la empresa

Oxy SA es de origen norteamericano y se anota como la cuarta empresa petrolera en Estados Unidos. También opera en Medio Oriente, África y en Sudamérica (Argentina, Colombia y Bolivia). Así lo explicó Horacio Cester, vicepresidente de relaciones gubernamentales de la firma.

"Somos el quinto productor en la Argentina y desarrollamos 85 por ciento de nuestra actividad en Santa Cruz, el resto en Chubut y Mendoza", detalló Cester. El vocero de la petrolera manifestó que "se sorprendieron por el despliegue que realizó la Justicia Federal en el allanamiento, ya que siempre se ha cumplido con el cuidado del medio ambiente".

Cester argumentó que los "cutting" o lodos de perforación se acumulan en lugares destinados específicamente para tal fin, "pero la provincia todavía no define cómo trabajarlos", recalcó. El vocero dijo que hay más de 350 volquetes con material a la espera de que se apruebe un repositorio. "Hoy nosotros esperamos que se tomen las muestras, estamos muy confiados en el trabajo de la Justicia, y después actuaremos", concluyó.

Sobre el tratamiento de los residuos, Carmona dijo que las empresas saben cómo deben actuar, aunque reconoció que existen pocos operadores: una firma y algunas otras que trabajan in situ. "Hay dos firmas que pretenden tratar en Mendoza, pero están en la etapa inicial, aún no presentan ni el impacto ambiental", indicó.

Comentá la nota