La Justicia decidirá sobre los comicios de los canillitas

Los canillitas esperan que la Justicia determine hoy si se suspenden o siguen adelante las elecciones que están previstas para mañana en el Sindicato de Vendedores y Revistas que, según resolución del Ministerio de Trabajo, se encuentra en etapa de normalización.
No obstante, la entidad fue tomada por quien se autoproclama secretario general del gremio (y que ya cuenta con mandato vencido), Humberto Cruz.

Ayer, con la representación de la abogada Mercedes Domeq, los candidatos de la lista Bordó presentaron un recurso de amparo y una medida cautelar ante el Juzgado Civil y Comercial de 8ª Nominación, a cargo de Nelda Villada Valdez, para que las elecciones sean suspendidas. La abogada informó que ayer a la tarde la jueza había decidido rechazar la cautelar, entendiendo que se identificaba con lo solicitado en el amparo. No obstante esta resolución, sostuvo que ayer la magistrada se encontraba avocada a resolver el amparo para hoy. El fin es determinar si mañana se realizan o no las elecciones en el Sindicato de los canillitas. Y es que aunque se hicieron las presentaciones ante la delegación regional del Ministerio de Trabajo de la Nación, los denunciantes afirmaron que no hubo hasta el momento ninguna resolución.

Las irregularidades

El candidato a secretario general por la lista Bordó, Luis Gómez, mostró a Nuevo Diario la documentación presentada ante la Justicia y el titular de la delegación local de la cartera laboral, Javier Cáseres Moreno.

En estas denuncias se indica que la Asamblea Extraordinaria para elegir a los miembros de la Junta "no tuvo la suficiente difusión entre los afiliados", y "se llevó adelante en la vía pública". Agregó que se modificaron los padrones que estaban habilitados en las elecciones de 2005, cuando Cáceres Moreno estuvo como normalizador. Así fue que la actual Junta sacó a 85 canillitas (dicen, sin motivo alguno), e incorporó a 72. Entre los excluidos estaban candidatos de dos de las tres listas que se presentan, Bordó y Naranja. Pero se dejó intacta la Azul y Blanca, que ayer había pegado sus afiches para la elección.

Otra de las quejas de la lista Bordó, es que mal puede realizarse una elección cuando no está disponible la sede del Sindicato, ubicada en Santiago del Estero 452.

Según evaluó el Ministerio de Trabajo de la Nación, el Sindicato está con un normalizador, y no con "autoridades del órgano directivo con mandato vigente". Cruz insiste en que el Sindicato salteño no responde a la Federación de Vendedores de Diarios y Revistas de la República Argentina, desde donde viene el normalizador de la entidad, y por lo tanto, el está al frente.

Comentá la nota