El jury admitiría la denuncia contra la jueza Fernández

La magistrada fue denunciada por la abogada Mirtha Martín, por mal desempeño, en la causa civil por la quiebra del club Atlético Santa Rosa. Ambas serían citadas antes de resolverse si será o no juzgada.
El jurado de enjuiciamiento declararía admisible la denuncia de la abogada Mirtha Lilia Martín contra la jueza civil Susana Ethel Fernández y citaría a ambas para que ofrezcan sus respectivos argumentos. Según trascendió en fuentes confiables, la resolución sería adoptada mañana, cuando el cuerpo se reúna por segunda vez en el Consejo de la Magistratura.

Ese día a las 11 está convocado el jury que integran la presidenta del Superior Tribunal de Justicia, Rosa Elvira Vázquez, los diputados Patricia Lavín (PJ) y Martín Berhongaray (Frepam), y los abogados santarroseños Marcelo Octavio Corrales y Gustavo Alfredo Bergonzi.

De acuerdo a lo que pudo saberse, el jurado declararía admisible prima facie la denuncia de Martín y daría inicio a la investigación sumaria prevista en la Ley 313 de Jurado de Enjuiciamiento. Ello no significa que necesariamente la magistrada sea juzgada, sino que es un paso previo -durante el cual se incorporarían más pruebas-antes de resolver si es llevada o no a proceso. La otra alternativa, que estaría prácticamente descartada, sería el rechazo por improcedente.

Martín denunció a Fernández, titular del Juzgado en lo Civil 1, hace tres meses, por considerar que incurrió en la causal de mal desempeño durante la tramitación de la quiebra de Atlético Santa Rosa, al aceptar una propuesta "abusiva" del ex presidente de la institución, Miguel "Huevo" Gómez, quien fue uno de los tres condenados penalmente por el delito de defraudación en perjuicio del club.

Si el jury admitiera mañana la denuncia, el segundo paso sería citar a Martín para que aclare algunos puntos de la denuncia y luego a Fernández para que dé su versión de los hechos. El cuerpo, además, podría sumar al expediente una serie de documentos.

Gómez le propuso al fideicomiso que administra a la quebrada entidad, devolverle 33 hectáreas que están sobre la ruta nacional 5 y que permanecen en su nombre -aunque habrían sido adquiridas con dineros de Santa Rosa- a cambio de que el club "desista de todas las acciones" legales iniciadas contra él y su hijo Gastón, y que además se haga cargo de los honorarios de todos los abogados y peritos involucrados en la causa, más lo que le corresponda a la Dirección General Impositiva y a la Caja Forense. Esa cifra rondaría el 1.300.000 pesos. La jueza y el fideicomiso avalaron la oferta del condenado.

"La sentencia (de Fernández) peca de bondad excesiva o descuido, superando los límites de la buena fe, la moral y las buenas costumbres", afirmó la denunciante en el escrito elevado al jury. La jueza fue la esposa del ex escribano general de la Gobernación, Martín Wallace, cuyo estudio contable intervino en algunas de las operaciones comerciales efectuadas por Gómez y los otros dos ex dirigentes albos condenados, Jorge Sánchez y Miguel Talmón, durante su paso por Santa Rosa.

Comentá la nota