Los juristas dicen que el congreso del PJ avaló un modelo agotado

"Los 90 votos en el congreso provincial del PJ son 100% kirchnerismo químicamente puro, y responden a un modelo al cual el país le está diciendo basta: la uniformidad monocorde del discurso; el hegemonismo más acendrado; el autoritarismo del pensamiento único; la crispación ante el disenso y la denostación del adversario como si fuese un enemigo; en fin, todo lo que la gente quiere dejar atrás", afirmó ayer Rodolfo Ocaranza.
Identificado con Fernando Juri, el ex legislador aseveró que otro Tucumán y otro peronismo son posibles si se genera una alternativa única, no dispersa, al oficialismo.

"Lo más triste es que Fernando Juri Debo, quien encabezó la lista de congresales del espacio liderado por el ex vicegobernador, lidera la hilera de los que se rinden al dictado de Néstor Kirchner en el ejercicio del disciplinamiento", señaló.

Su compañero en el jurismo, Antonio Alvarez, aclaró que el peronismo disidente presentará su propia lista a la sociedad. "Fui al congreso para marcar las diferencias políticas y oponerme a la habilitación del tratamiento del orden del día. La reunión fue manejada por el aparato del Estado, y se desconoció el sisma que el PJ está sufriendo. Se quiso tapar el sol con una mano, pero las bases del peronismo piden otra cosa", señaló.

"El congreso fue producto de la prebenda, del cargo, de la billetera millonaria con la que se maneja José Alperovich; le han entregado el alma al diablo", denunció el titular de la Unión de Docentes Tucumanos, Carlos Arnedo.

El titular de Cruzada Peronista, Enrique Romero, calificó al plenario como un acto grotesco, burdo y chabacano. "Cuando el país está inmerso en una de sus crisis más profundas, los Kirchner y los Alperovich levantan las banderas de sojuzgamiento político y el sometimiento económico y social", dijo.

Comentá la nota