Jure: “Achicaré la planta política y también eliminaré programas”

Manifestó a PUNTAL que con un recorte del 30% el gasto no debe superar los $ 10 millones mensuales. Sostuvo que el revaluó es un tema terminado y admitió que habrá cambios en el gabinete municipal.
Tras sos­te­ner que lo del re­va­lúo in­mo­bi­lia­rio es un te­ma ter­mi­na­do, Juan Ju­re di­jo ayer a PUN­TAL que avan­za­rá en la pro­fun­di­za­ción del re­cor­te del gas­to achi­can­do la plan­ta po­lí­ti­ca y eli­mi­nan­do pro­gra­mas de go­bier­no. “El gas­to no de­be su­pe­rar los 10 mi­llo­nes de pe­sos men­sua­les”, se­ña­ló. El si­guien­te es el diá­lo­go con el in­ten­den­te.

-¿Se man­tie­ne la de­ci­sión de no dar mar­cha atrás con el re­va­lúo y de re­du­cir el gas­to en un 30 por cien­to?

-El re­va­lúo es un te­ma ter­mi­na­do. Por­que ade­más, en es­to, el que no pue­de no pa­ga. Pa­ra ello exis­ten los me­ca­nis­mos pa­ra que así sea. Y más allá de que ha­yan exis­ti­do al­gu­nos erro­res, ya los es­ta­mos co­rri­gien­do.

-¿A pe­sar del pe­di­do de au­dien­cia pú­bli­ca he­cho en la mar­cha del vier­nes?

-Pa­ra mí, es­tá ter­mi­na­do.

-¿Hay mu­cha gen­te que de­bien­do pa­gar no pa­ga? ¿Qué se pien­sa ha­cer?

-Sí. Es una res­pon­sa­bi­li­dad del Es­ta­do sa­lir de­ci­di­da­men­te a co­brar­les a quie­nes pu­dien­do pa­gar no lo ha­cen. Y en eso es­ta­mos en el di­se­ño de to­da una po­lí­ti­ca en ma­te­ria de re­cau­da­ción con­tri­bu­ti­va. De he­cho, he­mos se­cues­tra­do al­gu­nos ve­hí­cu­los de más de 150 mil pe­sos que no pa­ga­ban pa­ten­tes. Hay una fuer­te de­ci­sión por par­te del go­bier­no de co­brar­les a quie­nes pu­dien­do pa­gar pre­fie­ren mi­rar pa­ra el otro la­do.

-¿Y el re­cor­te del 30 por cien­to del gas­to? ¿Có­mo se va a ma­te­ria­li­zar?

-El re­cor­te en el gas­to se tie­ne que dar en una ma­yor ca­pa­ci­dad de efi­cien­cia don­de no pue­den ser re­sen­ti­dos los ser­vi­cios bá­si­cos que pres­ta la Mu­ni­ci­pa­li­dad.

-Es de­cir que no se afec­ta­rá ni el ser­vi­cio de re­co­lec­ción de re­si­duos, ni la sa­lud y la pro­mo­ción so­cial, ni el pa­go de suel­dos. ¿Es así?

-Así es. No­so­tros de­be­mos op­ti­mi­zar el gas­to. De­be­mos ser me­nos y es­tar me­jor or­ga­ni­za­dos.

-¿Es­tá ha­blan­do de un achi­ca­mien­to de la plan­ta po­lí­ti­ca?

-Eso es par­te de lo que te­ne­mos que ha­cer. Creo que en to­dos la­dos se pue­de me­jo­rar el gas­to.

-¿Su­pre­sión de áreas de go­bier­no?

-Lo es­toy de­fi­nien­do.

-¿El re­cor­te es­tá plan­tea­do en un pla­zo de cua­tro me­ses?

-Lo del gas­to es un pro­ce­so en el que hay que ir tra­ba­jan­do. Yo me he plan­tea­do que en los pró­xi­mos cua­tro me­ses te­ne­mos que ba­jar más el gas­to. De he­cho, ya en es­tos pri­me­ros seis me­ses, lo he­mos ba­ja­do con­si­de­ra­ble­men­te. Ade­más, de­be­mos ser más efi­cien­tes en la pres­ta­ción de los ser­vi­cios.

-¿Se tie­ne una es­ti­ma­ción de cuán­to se pien­sa aho­rrar?

-El 30 por cien­to.

-¿De cuán­to es el gas­to hoy?

-La Mu­ni­ci­pa­li­dad tie­ne un gas­to men­sual de 12 mi­llo­nes de pe­sos.

-¿De­be­ría ser de 8,4 mi­llo­nes?

-No de­be­ría ex­ce­der los 10 mi­llo­nes de pe­sos.

-¿Con es­to se lo­gra­rá un fun­cio­na­mien­to más equi­li­bra­do del Mu­ni­ci­pio?

-Hoy te­ne­mos un dé­fi­cit fun­cio­nal que tie­ne que ver con el au­men­to es­pan­to­so en los cos­tos. A no­so­tros tam­bién nos au­men­ta la luz, el te­lé­fo­no, los re­pues­tos. Es­to ha­ce que la Mu­ni­ci­pa­li­dad hoy es­té en una si­tua­ción muy com­pli­ca­da. Ade­más se ha caí­do la co­par­ti­ci­pa­ción de ma­ne­ra sis­te­má­ti­ca. Pa­ra po­der pres­tar los ser­vi­cios es ne­ce­sa­rio te­ner re­cur­sos. Su­ma­do a es­to, ha­cía mu­chí­si­mo tiem­po que no se ha­cía el re­va­lúo co­rres­pon­dien­te en la ciu­dad. Na­die to­ma­ba la de­ci­sión de ha­cer­lo pa­ra no pa­gar cos­tos po­lí­ti­cos. Yo creo que el go­ber­nar tie­ne que ver con te­ner las con­vic­cio­nes ne­ce­sa­rias y lue­go avan­zar so­bre las de­ci­sio­nes que hay que to­mar aun­que mu­chas ve­ces sean do­lo­ro­sas. Se los con­fie­so: hu­bo no­ches que no dor­mía por el re­va­lúo. Pe­ro siem­pre he te­ni­do la tran­qui­li­dad y la cer­te­za de que es­ta­ba to­man­do la de­ci­sión que te­nía que to­mar pen­san­do en el fu­tu­ro.

-¿Qué pa­sa­ba si no se ha­cía el re­va­lúo?

-To­dos jun­tos íba­mos a ter­mi­nar en el pre­ci­pi­cio. Lo que pro­pon­go es que to­dos jun­tos sal­ga­mos ade­lan­te. Es­toy con­ven­ci­do de eso. No­so­tros te­ne­mos la obli­ga­ción de ser trans­pa­ren­tes en có­mo uti­li­za­mos los re­cur­sos de la gen­te y tam­bién ren­dir cuen­tas. Mi úni­co in­te­rés es el de tra­ba­jar en fun­ción de los com­pro­mi­sos que asu­mí con la co­mu­ni­dad. Yo es­toy pa­ra su­mar. Lo que no quie­re de­cir que por eso me trans­for­me en un de­ma­go­go. Ten­go que ser res­pon­sa­ble y se­rio por­que si no no te­ne­mos fu­tu­ro.

-¿Có­mo to­mó las reac­cio­nes del Ce­cis y de par­te de la So­cie­dad Ru­ral al re­va­lúo?

-No se ha mo­di­fi­ca­do na­da de lo que se les plan­teó a ca­da una de las ins­ti­tu­cio­nes.

-Pe­ro di­je­ron que los por­cen­ta­jes sí.

-En­ton­ces no en­ten­die­ron na­da. Acá se ha­bla de por­cen­ta­jes que son ex­tre­mos. No es que se les au­men­tó el 300 por cien­to a to­do el mun­do. Acá quien no pue­de pa­gar, no pa­ga. Quien pue­de pa­gar me­nos, pa­ga me­nos. Ha ha­bi­do al­gu­nos ca­sos pun­tua­les don­de he­mos co­me­ti­do erro­res pe­ro los es­ta­mos sub­sa­nan­do. Cuan­do uno ha­bla de por­cen­ta­jes es to­tal­men­te dis­tin­to a cuan­do uno ha­bla de pe­sos. Y es­to es lo que ha lle­va­do a mag­ni­fi­car la si­tua­ción. Pe­ro, bue­no, lo to­mo co­mo una ex­pre­sión de dis­tin­tas ins­ti­tu­cio­nes a las que res­pe­ta­mos.

-¿Se va jun­tar con ellas pa­ra char­lar es­to?

-Yo me sien­to to­dos los días con to­dos. Lo que es­tá cla­ro es que las de­ci­sio­nes las to­ma el go­bier­no.

-¿Có­mo es­tá el dé­fi­cit de 2 mi­llo­nes de pe­sos men­sua­les?

-No­so­tros ve­ni­mos me­jo­ran­do y acer­cán­do­nos al pun­to de equi­li­brio que te­ne­mos que lo­grar.

-Es de­cir que hay me­nos dé­fi­cit.

-Exac­to. Hoy no te­ne­mos un dé­fi­cit ope­ra­ti­vo de 2 mi­llo­nes de pe­sos por mes. Y con el re­va­lúo no­so­tros lo que lo­gra­mos es equi­li­brar las cuen­tas fis­ca­les. Ésa es nues­tra pri­me­ra pe­lea. Pe­ro ya es­ta­mos en un ni­vel de equi­li­brio don­de va­mos a po­der es­tar pres­tan­do in­clu­si­ve mu­chos de los ser­vi­cios que no se es­tán pres­tan­do co­mo co­rres­pon­de.

-¿Va a pro­du­cir cam­bios en el ga­bi­ne­te?

-Uno per­ma­nen­te­men­te es­tá pen­san­do en ver có­mo po­der me­jo­rar el es­que­ma de fun­cio­na­mien­to del go­bier­no. Ade­más la fun­ción pú­bli­ca es muy des­gas­tan­te pa­ra mu­chos fun­cio­na­rios. Por eso, uno siem­pre tie­ne que es­tar pen­san­do en es­tos cam­bios. Lo que no voy a ha­cer es es­tar anun­cian­do es­te ti­po de co­sas an­tes que lo co­noz­can los mis­mos pro­ta­go­nis­tas.

-¿Có­mo si­gue la Mu­ni­ci­pa­li­dad des­pués del re­va­lúo?

-No­so­tros te­ne­mos un pro­yec­to que va más allá de las cues­tio­nes de to­dos los días. Te­ne­mos que ca­mi­nar en el mar­co de una ciu­dad que lo­gre un im­por­tan­te de­sa­rro­llo en lo so­cial, cul­tu­ral y eco­nó­mi­co. Pa­ra eso hay que tra­ba­jar en si­tua­cio­nes de mu­chí­si­ma di­fi­cul­tad hoy. Nues­tro pro­yec­to no es es­tar ata­jan­do pe­na­les, si­no po­ner en mar­cha un pro­yec­to de de­sa­rro­llo.

-¿Cuál es ese pro­yec­to?

-No­so­tros no po­de­mos pen­sar que po­de­mos te­ner una so­cie­dad me­jor si ca­da vez hay más ex­clui­dos que tie­nen me­nos edu­ca­ción y tie­nen me­nos tra­ba­jo. En ese sen­ti­do ve­ni­mos tra­ba­jan­do muy fuer­te­men­te en la cons­ti­tu­ción de la jor­na­da ex­ten­di­da. Lo me­jor que le pue­de pa­sar a quien más tie­ne es que quien me­nos tie­ne ten­ga edu­ca­ción. Ade­más te­ne­mos que avan­zar en la ca­pa­ci­ta­ción de ma­no de obra de jó­ve­nes. Y he­mos ab­sor­bi­do el 50 por cien­to de los pla­nes mu­ni­ci­pa­les en nue­vas coo­pe­ra­ti­vas. Y por el otro la­do es­ta­mos tra­ba­jan­do en el lan­za­mien­to del pro­gra­ma de gas y cloa­cas. El ob­je­ti­vo es que 5 mil fa­mi­lias que no tie­nen la po­si­bi­li­dad de co­nec­tar­se lo pue­dan ha­cer. Pe­ro tam­bién es­ta­mos tra­ba­jan­do en pro­yec­tos es­tra­té­gi­cos.

-¿Por ejem­plo?

-Las cos­tas del río, los vue­los a Bue­nos Ai­res, el Cen­tro de Trans­fe­ren­cia de Car­gas, las co­che­ras sub­te­rrá­neas, la ca­li­dad am­bien­tal, la to­ma de agua y la plan­ta de lí­qui­dos cloa­ca­les.

-¿Sien­te que la opo­si­ción lo acom­pa­ña en sus me­tas?

-Sien­to que por mo­men­tos sí y que por mo­men­tos no. Pe­ro cuan­do no coin­ci­di­mos exis­te un mar­co de res­pe­to en el que se pue­de dis­cu­tir.

-¿No le te­me a la cri­sis?

-Cla­ro que sí. Por eso es que no­so­tros ve­ni­mos to­man­do las me­di­das que tie­nen que ver con el achi­ca­mien­to del gas­to pe­ro que te­ne­mos que pro­fun­di­zar.

-¿Tu­vo ga­nas de lar­gar to­do en al­gún mo­men­to?

-No. To­dos los días ten­go más ga­nas de ser in­ten­den­te.

Comentá la nota