En Jujuy judicializan la protesta por el boleto

Sigue el desfile por la Policía de los dirigentes vecinales que impidieron con barricadas la circulación de los colectivos, la semana pasada, en rechazo al "tarifazo" del boleto urbano. El jefe de la Policía provincial confirmó que un juzgado de turno requirió la medida. Ante protestas de algunas organizaciones sociales no se aplicó el mismo temperamento.
Demostrando que en Jujuy la protesta social se judicializa según la "cara del cliente", la Policía de la Provincia continuó pintando los dedos de los dirigentes vecinales que en los últimos días encabezaron piquetes para rechazar el aumento del boleto urbano en la capital jujeña.

Al vicepresidente del centro vecinal del barrio Campo Verde, Aurelio Gaspar, le siguió la presidenta de la institución, Felipa Serapio, quien fue citada por "infracción al artículo 194 del Código Penal, en cuanto hace referencia al entorpecimiento del tránsito, referido más que nada al transporte de pasajeros", explicó el jefe de Policía, comisario Jesús Ayarde.

En cuanto al origen de la notificación, el jefe policial afirmó que "es una disposición judicial, nosotros (la Policía) lo único que hacemos son meras notificaciones y en ese aspecto ya tendrán que dirimir esta situación en sede tribunalicia".

Consultado sobre si "la orden sigue" ante la eventual continuidad de la protesta de los vecinos, Ayarde señaló que "lógicamente, Policía de la provincia en ese sentido está para prevenir y si lógicamente deviene en algún tipo de acción o clara contravención, lamentablemente nos vemos en la obligación de hacerlo".

Respecto de si solamente los presidentes de los centros vecinales estarían afectados por la orden judicial, el jefe policial indicó que "a los referentes, o bien a los responsables que estuvieron a cargo de los distintos cortes en el ejido de la ciudad".

Comentá la nota