"No hay jugadores de joda".

Pipo, en su peor momento, niega la influencia de la noche en su plantel, se sorprende ante supuestos cuestionamientos de los jugadores, dice que "ni loco" evalúa renunciar y asegura que no está preocupado por el promedio. "Ni pienso en eso...".
Escucha del otro lado de su teléfono movil y se queda en silencio. Un silencio atroz. Un silencio que habla. Néstor Raúl Gorosito, parece, no puede digerir lo que le cuenta Olé.

-Pipo, ya empezaron a trascender cuestionamientos de los jugadores hacia vos. Que están molestos con algunos cambios y con algunos planteos tácticos tuyos, por ejemplo.

Tanto tiempo es el que transcurre sin pronunciar palabra el cuestionado técnico de River que los gritos de sus hijas ya parecen alaridos. Escucha como si al hacerlo tomara aire. Hasta que todo ese aire acumulado sale. De golpe.

-Me toma de sorpresa. La relación es buena buena. Muy buena te diría.

-Pero no les habría gustado que a Perú no hayas llevado todo, que contra Nacional seguieras yendo para adelante cuando les alcanzaba con el empate, los constantes cambios de arqueros, la salida de Cabral, los cambios con Huracán...

-A Perú fuimos con los titulares, creo que el único suplente fue Archubi (NdeR: además de Villagra, cuidó a Ferrari, Augusto, Buonanotte y Fabbiani). Lo de los arqueros o quién juega, saben que lo decido yo. Y los cambios del sábado estaban decididos antes de que nos hicieran el segundo gol: los mantuve porque creí que nos iban a ayudar a mejorar nuestro rendimiento. Pero la relación con ellos es muy buena. Hay diálogo y conversamos todo.

-¿No te lo plantearon?

-Los jugadores, no. Pero José María (Aguilar), Mario (Israel) y Fito (Cuiña) me dijeron que estaban muy conformes con el trabajo que se está haciendo con la Primera y la Tercera. Obvio que esperan que los resultados sean mejores, como todos. Aunque el viernes, cuando nos reunimos, me dijeron eso. Y con los muchachos no surgió ninguna diferencia. Ninguna

-Y del supuesto malestar entre los jugadores "profesionales" y aquellos que están "de joda", ¿tampoco te llegaron comentarios?

-Acá no hay ningún jugador de joda. Si sé que lo están, no los pongo. Por mí, por el grupo y por el resguardo del club. No estoy mañana y tarde con ellos, pero cuando vienen a entrenarse me doy cuenta de si llegan fusilados o no.

-Más que mañana y tarde, deberías estar a la noche en todo caso.

-Confío en ellos. Aparte, no me entra en la cabeza que les dé todo lo mismo porque los que pierden son ellos. Que les dé para más o menos, es otra cosa.

-¿Tuviste necesidad de explicárselo a alguno?

-Con los que tuve que hablar, hablé. Principalmente el tema de la exposición. Pero es parte de las cuestiones del grupo.

-A partir de que los hinchas los amenazaron con que "si los vemos en un boliche, los mandamos al hospital", ya no.

-El tema tal vez no lo es, pero lo que hablamos queda entre nosotros.

-¿Que Fabbiani no esté entre los titulares...

-...No empecemos. Si Cristian no juega es porque veo mejor a otro. Nada más.

-Hace un mes aseguraste que a vos River no te queda grande. ¿Hoy seguís pensando que a ningún jugador le queda grande la camiseta?

-No corresponde que lo conteste en público. No conduce a nada.

-¿Y en privado, lo evaluás con los dirigentes?

-Con ellos, sí.

-¿Cómo vas a hacer, entonces, si ya te avisaron que habrá austeridad con los refuerzos?

-A mí no me dijeron eso, eh. Todos sabemos que hay que mejorar esto.

-La eliminación en la Copa, el 0-4 ante Huracán, un plantel sin alma... ¿Se te pasó por la cabeza la chance de renunciar?

--No. Ni loco pienso renunciar. Ni se me ocurre. Esperé 20 años para volver y hasta diciembre no me voy a ir. Con los dirigentes ya hablamos de refuerzos, de la pretemporada y de ver cómo seguimos en el futuro. No. Ni loco.

-¿Ni siquiera si la caída se hace mayor en estos cinco partidos?

-Es una situación hipotética. Ahí, eh... No. Yo pienso en sumar puntos para la Copa del año que viene.

-Pensás en la clasificación para la Libertadores. ¿Y en el promedio de descenso?

-No, noooo, ni pienso...

-¿No te inquieta?

-No, no me preocupa.

-Pero si siguen así, van a arrancar más abajo que nunca en la historia de los torneos cortos.

-En el torneo pasado hicimos 14 puntos en 19 partidos y hoy llevamos 20 en 15. Tenemos que sumar más y pensar en la Copa.

-En 45 días se termina el torneo. ¿Ya pensaste cuántos jugadores se van a ir?

-No es el momento. Aparte tengo que ver si se vende uno, dos o tres.

-Si es necesario hacer una limpieza, ¿tenés espalda para bancarla?

-No es cuestión de limpieza. Todos esperábamos estar mejor: nosotros, los jugadores y los dirigentes. Hay que buscar lo mejor y decírselo en la cara a los que no van a seguir.

-¿Que serán 3, 5 ó 10?

-No sabría decirte cuántos. Antes lo van a saber ellos y los dirigentes. Esto no es Deportivo Pipo.

-¿Te molestó enterarte de que algún dirigente pensó en Angel Cappa?

-Confío en lo que me dijeron José, Mario y Fito.

-¿Y qué te dijeron?

-Que no. Que era mentira. Y yo confío en la gente que me contrató.

-¿El sábado te cruzaste con Angel, lo hablaste?

-No. Aparte no corresponde que hable algo con él.

-¿Te dolió que justo los goleara su equipo?

-Me dolió perder. Porque después de la expulsión de Villagra fue otra cosa. El primer tiempo no había hecho mucho más que nosotros. ¿O yo vi otro partido?

-Y, sos tan optimista que parecés el familiar del paciente en terapia intensiva: te aferrás a lo que considerás positivo.

-Soy optimista, pero acepto la realidad. Lo que es, es así. Y la realidad nos marca claramente cómo estamos. Tenemos que mejorar, pero estamos tranquilos con lo que hicimos. Por eso ni se me ocurre renunciar. Cada vez que me cruzo a un hincha en la calle, me dice que le dé para adelante.

-Y que los humilló el mejor equipo del torneo.

-Huracán de a ratos jugó bien. Y hubo partidos en los que tuvo buen nivel...

-¿No es el mejor?

-Son todos muy parejos, con leve superioridad de los dos que están arriba. El torneo es tan irregular que hace que la rabia por el nivel de River sea mayor.

-¿Quién querés que sea campeón: Lanús, Huracán o Vélez?

-River o Vélez.

-¿Vélez? Qué raro... Más raro incluso que aún pienses en River.

-Tengo mucho aprecio por el Flaco Gareca y mucho respeto por una institución que viene trabajando con seriedad hace años.

-Un suspicaz puede pensar que lo elegís por descarte porque de Lanús no te fuiste del todo bien y en Huracán estás molesto con Cappa.

-No, no tengo ninguna molestia. Sí digo que Huracán tiene a Pastore, junto con Otamendi el mejor, el más constante en el torneo.

-Y si Boca se cruza con Estudiantes en la Copa, ¿por quién vas?

-Por cuestiones lógicas y no por demagogia uno pertende que no gane Boca.

-¿Ya hablaste con el Tolo? Porque si lo hacés ahora, está peor que vos...

-Sí, hablé. Hablé hace un tiempito. Todavía me falta hacerlo con Daniel (Passarella) y el Beto, porque con Enzo hablan seguido Gustavo y Cacho. Igual, ellos pueden opinar de afuera pero somos nosotros los que le tenemos que encontrar las soluciones a esto.

-Gorosito-Gallego: el domingo hay un duelo picante entre el hambre y las ganas de comer.

-Independiente está viviendo una situación ex... Parecida la nuestra. Muy difícil, que viene de arrastre y se agudiza en los momentos calientes. Eso es así. Aunque también lo que pasa es que se hace un espectáculo del escándalo. Eso es lo que les sirve a todos y lo que tenemos que tratar de mejorar.

-River, sin dudas, parece peor. Cada vez que está obligado a ganar un partido, flaquea. ¿Le encontraste una explicación?

-No hay una explicación y si la hay, no corresponde que la haga pública y mande en cana a los jugadores.

-¿Entonces, después de junio se arregla con jugadores nuevos y también con un psicólogo?

-Si un psicólogo solucionara los problemas, todos los DT seríamos psicólogos.

Comentá la nota