JUEZ Y PARTE Una causa por cobro indebido en el Hospital Municipal pone en el tapete el "per saltum" en los partidos políticos

Ex acérrimo opositor del sistema de salud dispuesto en el nosocomio local y hoy funcionario oficial deberá declarar en una causa judicial por cobro indebido en el Hospital Municipal "Eduardo Morgan".

La política a veces tiene paradojas difíciles de relatar y que golpean al propio sistema...

Nuevamente se reproduce en nuestra patria chica lo que muchas veces pasó a nivel nacional.

Son situaciones donde se mezclan, apetencias, economía doméstica, ideologías mezcladas y faltas de reglas claras.

El dicho "Juez y parte" le cae al talle a esta rara paradoja política-judicial. Ayer jueves estaba citado a declarar - entre otros- el actual director de Políticas Preventivas en Salud, el dentista Walter Martínez. El tema por el porque debió viajar a Pergamino el empleado municipal, es una denuncia realizada por el ex-presidente del AMIC, Gerardo Soria sobre cobros indebidos en el Hospital Municipal "Eduardo Morgan".

La misma abarcaría el cobro en el nosocomio para tramitar carnets de indigentes.

El ex concejal del AMIC, Ricardo Martinez fue un acérrimo opositor de las políticas dictadas desde el Hospital Municipal Eduardo Morgan. Sus dichos están en las actas del Concejo Deliberante. En el presente es un hombre del oficialismo y virtual Director de Salud.

En el medio y para los pacientes que llegan al nosocomio poco a cambiado. En Argentina la vida cambia…. pero a los funcionarios.

La Causa

La misma fue realizada en la sede de la Fiscalía Descentralizada a cargo de la Dra. Magdalena Brandt y luego por normativas vigentes se investigó en la UFI 6 a cargo de la Dra. Patricia Fernández. Según una fuente la fiscal encontró suficientes elementos para citar al actual funcionario comunal ( en el momento de la denuncia acérrimo opositor) en calidad de testigo por haberlo sido en el momento de la denuncia. La denuncia I.P.P. Nº 253 fue realizada por Gerardo Soria en febrero de 2009.

En la misma se encuentran acusados el Intendente Municipal de Colon, Ricardo Casi y el Director del Hospital Municipal de Colon, Julián Crescimbeni por la comisión de los delitos de "abuso de autoridad y "violación de los deberes de funcionarios públicos- Estafa".

Cabe destacar que existe un andarivel administrativo que corre paralelo a la denuncia judicial. El expediente se encuentra en el Ministerio de Salud y Acción Social de la Nación. En la parte administrativa se dictó una resolución NºMS Nº1791/08 intimando al Municipio a dejar de cobrar adicionales bajo apercibimiento de suspenderlo del sistema de autogestion o cobro a las mutuales.

La denuncia

El Presidente de Partido Vecinalista acusó a dos funcionarios municipales de ejercer un abuso de autoridad y de violación de los deberes de funcionario público. La causa Judicial que tiene el número 253 fue realizada el 24 de febrero de 2009, ante la Fiscalía a cargo de la Dra. Magdalena Brandt y por normativas vigentes donde esta Fiscalía no puede intervenir en acusaciones a funcionarios municipales ni policiales que presten servicio en el Distrito de Colón fue elevada a la Fiscalía General de Pergamino ingresando para ser investigada por la UFI Nº 6 de la Dra. Patricia Fernández.

Según se supo la denuncia está dirigida contra el intendente Ricardo Casi y el Director del Hospital, Julián Crescimbeni. En este sentido, el origen sería el cobro de prestaciones por parte del Hospital Municipal, Eduardo Morgan.Una fuente judicial consultada por Colón Doce señaló que ahora se deberá determinar si el nosocomio puede o no arancelar sus prestaciones y cuales son las normativas vigentes.

Ultima normativa

En diciembre de 2008 el ministro de Salud provincial, Claudio Zin, prohibió por circular en todo el territorio provincial el cobro por parte de efectores sanitarios de cualquier tipo de prestación a pacientes que se atienden en el sistema público de salud.

En el orden provincial la medida fue adoptada luego de que una encuesta entre embarazadas realizada conjuntamente en septiembre por las áreas de Salud provincial y porteña -y cuyos datos parciales fueron difundidos la semana pasada- revelara que el 37,9 por ciento de las parturientas de ambas jurisdicciones debió pagar en algún momento ya sea un bono de atención, un análisis, una ecografía, entre otras prestaciones.

Todo paciente tiene el derecho a ser atendido sin la obligación de realizar ningún pago; de ningún modo se puede condicionar la prestación que requiera porque la salud pública es y debe ser gratuita de toda gratuidad", sostuvo Zin.

En ese sentido, el Ministro resolvió prohibir cualquier tipo de cobro y la Dirección Provincial de Hospitales ya emitió una circular a todos los centros de salud de la provincia comunicando la decisión.

"Ningún efector público dependiente del Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires podrá solicitar bajo ningún concepto el pago por prestaciones a pacientes.

Este Ministerio de Salud garantiza la gratuidad de todas las prestaciones que los pacientes requieren para su atención" indica el comunicado interno que lleva la firma del director provincial de Hospitales, Sergio Alejandre.

"Los bonos contribución a las cooperadoras son absolutamente voluntarios y no pueden condicionar el acto médico o prestación", agrega la circular

Comentá la nota