Juez corre con ventaja y detrás pelea el PJ de Schiaretti con la UCR.

Juez corre con ventaja y detrás pelea el PJ de Schiaretti con la UCR.
Las principales encuestas realizadas en Córdoba en los últimos días muestran dos coincidencias: que el ex intendente y candidato a senador Luis Juez ocupará el primer lugar, y que los postulantes del Gobierno nacional pelean, desde el cuarto puesto, por ubicar un diputado en el Congreso.
Si el escenario no cambia en la última semana de campaña, una de las mayores incógnitas a develar será quién secundaría a Juez en la elección a senador: si el candidato del gobernador Juan Schiaretti –el ex defensor del Pueblo Eduardo Mondino– o el radical Ramón Mestre.

Sondeos juecistas ubican al peronista en el segundo lugar, diez puntos debajo de Juez (32/34 por ciento a 22/24 por ciento). Sin embargo, en el búnker del verborrágico candidato admiten que las esquirlas del gravísimo conflicto y crisis financiera que transita la Municipalidad de Córdoba (a cargo de Juez entre 2003 y 2007) "mermaron algunos puntos" al candidato.

Por el lado del peronismo, la pregunta es cuánto daño le hará a Mondino el hombre del kirchnerismo, Eduardo Accastello, quien concurrirá asociado a la ex esposa de José Manuel de la Sota, Olga Riutort. "Todo lo que saque Accastello se lo lleva de acá", exageró un poco un dirigente peronista.

El titular alterno del PJ cordobés, el ministro de Gobierno, Carlos Caserio, dijo a PERFIL que las últimas encuestas que el sector maneja indican que Juez cayó "por debajo del 30 por ciento" y que Mondino le pisa los talones con 27 puntos.

En este escenario, cuando algunos candidatos se vuelven más conservadores (Juez ya no habla de arrebatar el 50% de los votos) y otros salen a jugarse el todo por el todo (Mondino y Accastello estarían gastando casi 30 millones de pesos entre ambos y la UCR sale a decir que puede descontar la diferencia con Juez), todos empiezan a pensar en el día después de los comicios.

Con dos años de gestión por delante y con un De la Sota que mira desde Brasil, ausente de la campaña pero con la calculadora en la mano, Schiaretti necesita que Mondino no salga tercero y que Néstor Kirchner sea derrotado en Buenos Aires. Si se confirman las tendencias, la del 28 sería la primera derrota del PJ desde 1999, cuando recuperó el poder.

Comentá la nota